La Dirección General de Emergencias ha desactivado los niveles de alerta IG-0 y IG-1, los trenes circulan con normalidad

El número de llamadas e incidentes atendidos por el 112 se normaliza después de que los fuertes vientos han reducido su intensidad

El telefono de emergencias 112, sólo ha coordinado 21 incidentes desde medianoche y hasta las 8 horas, frente a los 597 que atendió entre las 8 horas y la medianoche

Todo señala que se ha vuelto a la normalidad tras la intensa actividad protagonizada a raíz de las incidencias ocasionadas por los fuertes vientos en toda la Comunidad. Según las cifras facilitadas por el Servicio, desde la medianoche y hasta las 8 horas de hoy tan sólo se han coordinado 21 incidentes, todos ellos en Mallorca, frente a los 597 que este servicio gestionó entre las 8 y las 0 horas de ayer.

El balance de fenómenos meteorológicos adversos es de 5.640 avisos desde las 8 horas de ayer y hasta las 8 de hoy. Estas llamadas han generado 618 incidentes atendidos desde el SEIB 112, de los cuales 547 corresponden a Mallorca, 58 en Ibiza y 13 en Menorca.

Con respecto a las últimas horas, desde la medianoche y hasta las 8 se han contabilizado 540 avisos que han generado 21 incidentes en Mallorca.

La mayoría de estos incidentes tienen que ver con obstáculos caídos en la vía pública y carreteras, que ocasionalmente han causado cortes puntuales, o caídas de líneas eléctricas, a pesar de todo, se han producido también algunos incidentes relevantes como los ocurridos en el puerto de Andratx, en la carretera de Formentor o en la zona de Costitx.

Reapertura del servicio ferroviario

Desde las 18,30 de ayer, 24 de enero, los servicios de tren entre Inca y Manacor se tuvieron que interrumpir por la caída de árboles sobre las vías, que impedían el paso de los trenes.

Un tren, entre el Enlace y Sineu quedó bloqueado por la caída de árboles, y los bomberos y los operarios de Servicios Ferroviarios de Mallorca, actuaron de inmediato con el objetivo de que el tren pudiera llegar a la estación más próxima. Después de unos 40 minutos, el convoy pudo pasar y llegar a Inca. Una vez ahí, SFM organizó un servicio extraordinario de autobuses para llevar a los usuarios afectados a su destino.

Inmediatamente después se decidió cerrar el trayecto entre la Estación de Enlace y Manacor, como medida preventiva y de seguridad.

Poco tiempo después también se decidió cerrar el trayecto entre Inca y Sa Pobla, también para prevenir desgracias y, preservar, por encima de todo, la seguridad de los usuarios.

Desde la estación de Inca se habilitó un servicio de autobuses extraordinario para cubrir el servicio de los trayectos cerrados.

Hoy tras la retiarda durante la noche los árboles caídos sobre las vías, se ha podido reanudar el normal funcionamiento y servicios de los trenes.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.