Cercle de Economía cree que la financiación debe rondar entre los 300 y 600 millones de euros

La Plataforma Cívica ‘Pedimos a los Partidos Políticos un gran acuerdo de Financiación para Baleares’, cuyo portavoz es el presidente del Cercle d’Economia Alejandro Forcades, rebajó hoy hasta los 300 millones de euros el mínimo exigible para que el Govern acepte el nuevo modelo de financiación autonómico para Baleares, cifra levemente inferior a los 380 millones de euros estimados en julio del año pasado.

Así, Forcades remarcó que el Govern “no debe aceptar” ninguna financiación estatal que no se sitúe en la orquilla de 300 a 600 millones de euros, baremo algo inferior al cifrado en julio de 2008 cuando se hablaba de que las islas debían recibir anualmente entre 380 y 700 millones de euros adicionales en recursos.

Forcades precisó que Baleares podría aceptar una financiación adicional de 300 millones de euros si el nuevo sistema está basado en la recaudación real de impuestos en las islas, mientras que, a su juicio, debería elevarse a 600 millones en caso de que, como hasta ahora, el Estado haga una valoración normativa, es decir, concrete una cifra estimativa de lo que se va a recaudar anualmente en Baleares, pese a que, posteriormente, la cifra sea muy superior.

En este sentido, exigió al Ejecutivo de Francesc Antich que no firme ningún sistema de financiación inferior a la orquilla de 300 a 600 millones, ya que supondría que Baleares no se situaría en la media de lo que reciben el resto de Comunidades Autónomas por parte del Estado.

No obstante, Forcades recordó que Baleares no puede aspirar a tener el mismo porcentaje per cápita de financiación estatal que una Comunidad Autónoma que cuenta con policía autonómica o con competencias en instituciones penitenciarias y, por esta razón, abogó por “no hablar de cifras, sino de principios”.

En esta línea, dijo que el nuevo modelo debería impedir que aquel territorio con una financiación por encima de la media pueda recibir dinero del fondo de solidaridad, que se nutre de las aportaciones de Baleares y la Comunidad de Madrid, con el fin de que ninguna Comunidad utilice el dinero del archipiélago “para festejos o la compra de coches”.

El portavoz de la Plataforma subrayó que en la negociación con el Estado, se parte de que el actual modelo de financiación es el “peor que existe dentro de las naciones avanzadas” y, por ello, confió en que se irá “apuntalando hacia un modelo más racional”, teniendo en cuenta que se debe respetar el status quo de las Comunidades, con el fin de que “ninguna pierda financiación”.

SISTEMA “ANTIDEMOCRÁTICO”

Sin embargo, Forcades tachó de “maquiavélico y antidemocrático” el actual sistema, debido a que aquellas Comunidades que ya están “sobrevaloradas” en materia de financiación, lo seguirán estando, pese a que no firmen el nuevo modelo, mientras que Baleares continuará siendo el territorio más perjudicado, tanto si rechaza el sistema, como si acepta una financiación inferior a los 300 millones de euros adicionales.

El portavoz de la Plataforma precisó que esta entidad “no es quién” para obligarle al Govern a que no firme el nuevo sistema si no se logra una orquilla entre 300 y 600 millones de euros, aunque recalcó que tratará de “apretar” al Ejecutivo para que no acepte una cifra inferior, teniendo en cuenta que “representamos a la sociedad civil”.

Forcades indicó que en 2005, ya recordó al Govern que el Estado estaba “engañando” a Baleares y que se estaba aprovechando de la “debilidad negociadora” de los representantes de los ciudadanos y, en este sentido, advirtió de que si los ciudadanos supieran lo que sucede en las negociaciones del nuevo sistema de financiación “estaríamos en una tensión que sería irrespirable”.

Sin embargo, indicó que en este momento, no le consta que el actual Govern tenga una “debilidad negociadora” con el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero, debido a que, según resaltó, la Conselleria de Economía, Hacienda e Innovación, dirigida por Carles Manera, es la que tiene el componente de preparación “más elevado de toda la democracia”.

Así, estimó que los representantes del Govern que están negociando el nuevo modelo tienen una “gran independencia intelectual” y, en este sentido, consideró que “no han recibido ningún tipo de presión” por parte del Estado.

Por otra parte, Forcades auguró que el nuevo sistema de financiación será efectivo para los próximos cinco años, si bien recordó que la Plataforma exige que el modelo contemple una revisión anual de diferentes indicadores, algo que, según recalcó, ha sido aceptado por el Estado.

CARTA A ZAPATERO

Finalmente, informó de que el próximo miércoles registrará en la Delegación del Gobierno una carta dirigida al presidente del Ejecutivo central, José Luis Rodríguez Zapatero, en la que la Plataforma le recordará que “nada justifica que Baleares sea de las Comunidades peores financiadas, cuando aporta al Estado 32 puntos por encima de la media y está 21 puntos por debajo de la media en financiación”.

Así, en la misiva se critica los “20 años de injusticia” que llevan padeciendo las islas y se exigirá a Zapatero que “solucione esta situación, porque la educación, la sanidad y los servicios sociales son de uso de todos los ciudadanos y, sobre todo, de los más necesitados”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.