Trabajadores de Casa Buades confían en que pueda evitarse el cierre

Los 173 trabajadores de Casa Buades esperan que la dirección de la empresa les confirme mañana, en un encuentro que comenzará a las 11.00 horas, la posibilidad de negociar un plan de viabilidad para poder abrir “un nuevo escenario” que no pase necesariamente por el cierre de la fábrica de grifos de Binissalem y el despido de la totalidad de la plantilla.

En declaraciones a Europa Press, el secretario general de la Federación del Metal de CCOO, Daniel Cámara, remarcó que, hasta el momento, la empresa no les ha comunicado la existencia de este plan aunque “algún representante de la empresa sí ha expresado su voluntad de empezar a negociar en otro marco”.

En este sentido, el sindicalista indicó que la voluntad de los representantes de los trabajadores es mantener el máximo número de puestos de trabajo y la producción y que, si se tiene que producir algún despido, éste se realice con las “máximas garantías” posibles.

Por su parte, fuentes de Casa Buades hicieron hincapié en que acogerán “cualquier propuesta” por parte de los trabajadores con “diálogo, respeto y transparencia” y que la estudiarán con el “mayor detalle posible”.

El encuentro de mañana tendrá lugar después de que la pasada semana, tanto los representantes de los trabajadores, como la gerencia de la compañía, se reuniese con miembros del Govern con el objetivo de hallar soluciones al posible cierre de la empresa , así como de acercar posturas entre los empleados y la dirección.

La pasada semana la consellera de Comercio, Industria y Energía, Francesca Vives, manifestó, tras un encuentro con los responsables de la factoría, que “existe una pequeña luz” en el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a los 173 empleos.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.