El Jueves Santo será el único día con buen tiempo

El próximo 9 de abril, Jueves Santo, será el único día en que el archipiélago balear gozará de buena meteorología durante un puente que se caracterizará por la inestabilidad, a pesar de las buenas perspectivas que generó la jornada de hoy, un empeoramiento que se percibirá especialmente en Mallorca y Menorca, mientras que las Pitiusas tendrán una ambiente más seco y temperaturas algo más agradables.

Así lo expuso, en declaraciones realizadas a Europa Press, el director del Centro Meteorológico de Baleares, Agustí Jansà, quien señaló que mañana martes comenzará el mal tiempo, con lluvias moderadas que seguirán hasta el miércoles; mientras que las temperaturas también experimentarán descensos y se registrarán vientos fuertes en el Norte del archipiélago.

Sin embargo, al día siguiente, principio oficial del puente, “volverá a mejorar” la situación en todas las islas, comentó el meteorólogo, para dar lugar el viernes a un “ligero empeoramiento”, con lluvias débiles ocasionales y que se producirán, principalmente, hacia la tarde y en la noche. En resumen, en esa jornada no hará “ni bueno ni mal tiempo”, señaló Jansà.

En cambio, el fin de semana y el Lunes de Ceniza se caracterizarán de nuevo por las precipitaciones, que “pueden caer en cualquier punto del archipiélago”, precisó el experto. Y, además, irán acompañadas de una bajada de las temperaturas, que también será más acusada en Mallorca y Menorca.