Juana de Arco, Cleopatra, Mata-hari o Lady Di protagonizan el libro, ‘Mujeres de vida apasionada’

Mujeres fuertes, con carácter, que lucharon con pasión por defender sus ideas y principios o simplemente por defender su condición de féminas, y que murieron por ello, protagonizan el libro, ‘Mujeres de vida apasionada’ de la historiadora María Pilar Queralt del Hierro. Juana de Arco, Cleopatra, Ana Bolena, María Estuardo, Mariana Pineda, Mata-Hari o Lady Di, desfilan por las páginas de este libro, que recuerda la lucha de las mujeres en el devenir de la historia.

“Son necesarios este tipo de libros para refrescar la memoria. Las nuevas generaciones se han encontrado todo bastante hecho y la lucha ha sido larga y dura”, explicó María Pilar Queralt del Hierro, autora de libros como ‘La vida y la época de Fernando VII’ o ‘Los espejos de Fernando VII’, ‘Novias reales’ o ‘Agustina de Aragón, la mujer y el mito’.

Con esta obra, publicada por La Esfera de los Libros, Queralt del Hierro ha querido recordar la vida de grandes mujeres que pusieron “toda la carne en el asador en sus vidas”, incluidas algunas, cuyas vida han sido “mitificadas” o “edulcoradas”. No obstante, la eterna lucha entre Eros y Tanatos, la pasión y la muerte, es una constante en la biografía de muchas mujeres a lo largo de todas las épocas y en todas las latitudes.

MUJERES MITIFICADAS

“De las mujeres más conocidas por el público, a mí siempre me ha preocupado el mito. No sé si es peor olvidarlas o mitificarlas”, alegó esta historiadora, para quien Juana de Arco, Cleopatra o Mata-Hari, son ejemplos de mujeres “mitificadas”.

En este sentido, explicó que Cleopatra no era bella, sino “atractiva” y muy “buena política”. Y respecto a Juana de Arco, aclaró que a pesar de ser el orgullo de los franceses, “sólo ganó un par de batallas”. “Pero lo hizo con mucha pasión”, agregó.

María Pilar Queralt del Hierro también ha encontrado en su investigación por documentos y archivos mujeres heroicas, pero desconocidas para la mayor parte de los lectores. Entre ellas, resaltó la dramática historia de Isabella di Morra, una poetisa italiana nacida en el siglo XVI, que tras mantener una apasionada correspondencia con el poeta y militar español Diego Sandoval de Castro, fue asesinada a puñaladas por sus hermanos. Sándoval intentó huir pero también cayó bajo las armas de la familia.

Para la historiadora, lo más “dramático” de este asunto fue que el asesinato de Isabella pasó “desapercibido” e incluso fue aprobado por la sociedad, mientras que la muerte de Sandoval fue “duramente perseguida”.

Queralt del Hierro también incluye la historia de Hipatia de Alejandría, protagonista de ‘Ágora’, quien murió a manos del patriarca cristiano Cirilo, víctima del “fanatismo y la intolerancia”.

GRACE KELLY O DIANA DE GALES

Asimismo, ‘Mujeres de vida apasionada’ también hace un hueco, en sus capítulos finales, a mujeres como Grace Kelly, Diana de Gales o Claretta, amante de Mussolini, quienes aunque no murieron por sus ideales o por defender una causa justa, han sido víctimas de otro “verdugo del siglo XX; los accidentes de tráfico”, indicó.

Preguntada por las mujeres políticas que destacaría de la actualidad por su carácter y personalidad, Queralt del Hierro citó a la vicepresidenta del Gobierno, Maria Teresa Fernández de la Vega o a la ministra de Defensa, Carmé Chacón, injustamente criticada, en su opinión, cuando se criticó sus trajes y ejemplo de que todavía las mujeres sufren en su profesión y son acusadas por “tópicos machistas”.

Para esta historiadora, es necesario un Ministerio de Igualdad y consideró que su titular, Bibiana Aído, ha sido “atacada” por ser mujer y por ser joven. “Si hubiera sido un hombre no hubiera tenido estos problemas”, criticó.

No obstante, indicó que la mayor “discriminación positiva” se produce en el seno de la jerarquía eclesiástica. “Es el caso más flagrante de discriminación en el mundo occidental”, explicó esta historiadora, quien advirtió que ya hay algunos movimientos de mujeres católicas luchando por tener los mismos derechos que el hombre en el seno de la Iglesia.

“No he querido casarme con nadie”, alegó la autora para explicar su intento de incluir en estas páginas mujeres de todas las épocas y condiciones sociales e incluso algunas, que en su opinión, se equivocaron al amar al hombre inadecuado, como le pasó a de Eva Brown, amante de Hitler o Clarreta, amante de Mussolini.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.