La Guardia Civil desarticula una organización internacional dedicada al tráfico de drogas

La Guardia Civil ha desarticulado una organización dedicada al tráfico de drogas a nivel internacional. La operación se ha saldado con la detención de 10 personas y la incautación de 76 kilogramos de cocaína, 35 de speed y más de 4.000 pastillas de éxtasis.

Las investigaciones se iniciaron en marzo de 2009 cuando, a raíz de una operación anterior, se detectó un clan de narcotraficantes con contactos en la Isla de Mallorca. La red se distribuía en tres grupos diferentes, dos de los cuales operaban a nivel internacional.

Las primeras detenciones se realizaron en el mes de junio del pasado año en Bélgica con la incautación de 76 kilos de pasta de cocaína cuyo destino era la isla de Mallorca.

Modus operandi

La droga iba camuflada en el chasis de un vehículo procedente de Argentina, enviado en un contenedor al puerto de Amberes donde fue recogido por un matrimonio afincando en Palma de Mallorca, Luis D.A. de 50 años y Mercedes F.S. de 54 años, los cuales fueron detenidos por la policía belga.

En una segunda intervención en noviembre del pasado año, se desmanteló un laboratorio de fabricación de pastillas de éxtasis en un pueblo de la provincia de Lérida y se incautaron más de 4.000 pastillas de éxtasis y un kilogramo de MDMA (base para la elaboración de este tipo de sustancias) de gran pureza, así como los utensilios necesarios para la fabricación de éstas.

Las últimas detenciones se llevaron a cabo el pasado día 28, con la desarticulación de la rama que operaba a nivel internacional entre Holanda, el País Vasco, la Comunidad Valenciana y la localidad de Algeciras (Cádiz).

En esta última intervención se detuvo a dos de los principales objetivos de la operación, el español Javier M.O. de 35 años y el ciudadano belga Patrick J.C. de 57 años, incautándose un total de 34 kg de MDMA, la mayor parte de ellos ocultos en un vehículo que había sido modificado en su estructura original implantándose unas cajas metálicas ocultas para el transporte de la droga situadas en la parte delantera, y los restantes, en un laboratorio en Vitoria cuya finalidad era el procesamiento de la referida sustancia. La droga era de gran pureza y antes de su venta era adulterada con el fin de incrementar beneficios.

En el operativo se incautaron dos vehículos, varios teléfonos móviles, básculas, material de laboratorio, una envasadora, una empaquetadora y dinero en efectivo.

Esta última actuación ha sido llevada a cabo por el Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga “EDOA” de la Comandancia de Baleares y la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Vitoria.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.