Cardona abandona su escaño como diputado en el Parlament

El hasta hoy diputado del PP Josep Joan Cardona ha abandonado esta mañana su escaño en el Parlament balear.

   La renuncia de su acta como parlamentario la efectuó entorno a las 12.15 horas un secretario del Grupo Mixto, grupo al que se integró Cardona tras darse voluntariamente de baja del Grupo Popular el pasado mes de abril, después de que el juez que instruye el caso Scala, Antoni Capó, decretase contra él una fianza de responsabilidad civil de 2.940.380 euros.

   Cardona acudió personalmente al Parlament esta mañana, y a la salida de la Cámara declaró a los medios las razones que le han llevado a cambiar de opinión y a abandonar su escaño, puesto que el día en que el ex diputado se dio de baja del PP anunció que no pensaba entregar el acta.

   Así, quien fuera conseller de Comercio, Industria y Energía en la pasada legislatura con el Govern de Jaume Matas anunció que deja la política y por esta razón no quiere seguir como diputado en la Cámara en el próximo periodo de sesiones, que tendrá un carácter muy electoral, puesto que en 2011 se celebran elecciones autonómicas.

   La otra razón que esgrimió Cardona fue que no quiere disfrutar del “privilegio” que le concede el acta de parlamentario como aforado al estar inmerso en un proceso judicial. La entrega del acta hará que el caso Scala deje de ser instruido por el Tribunal Superior de Justicia de Baleares, de modo que volverá a manos del Juzgado de Instrucción número 4.

   De esta forma, corresponderá a un miembro del Partido Popular de Ibiza sustituir a Cardona en la Cámara. El político siguiente en la lista es Joan Marí, pero, según sostuvo el propio Cardona, es probable que la persona definitiva sea la siguiente en la lista, que es Virtudes Marí.

   Cardona pidió el pasado 30 de abril la baja como militante del Partido Popular y ese mismo día anunció que no iba a abandonar su escaño en la Cámara, después de que el juez que instruye el caso Scala, Antonio Capó, decretara una fianza civil contra su persona de 2,9 millones de euros, por los posibles daños económicos derivados de la supuesta Cardona en los hechos investigados en el marco de este caso.

   Al día siguiente, 1 de mayo, el secretario general del PP, Miquel Ramis, reveló hoy que su formación barajaba que el presidente del partido, José Ramón Bauzá, sustituyera en la Cámara a Cardona si éste decidía abandonar su escaño, tal como le exigió la dirección del PP, pero Cardona no se mostró dispuesto a entregar el acta.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.