Los problemas del nuevo iPhone, un error matemático

Apple ha vuelto a salir al paso de las críticas contra los problemas de señal del nuevo móvil iPhone 4 y, en esta ocasión, ha apuntado que la baja cobertura se debe a “una fórmula errónea” aplicada a la potencia de señal.

   En un comunicado, la compañía de la manzana asegura sentirse “asombrada” ante este descubrimiento, que intentará solucionar a través de las recomendaciones de la compañía de telecomunicaciones estadounidense AT&T.

   “Nuestra fórmula, en muchos casos, muestra de forma incorrecta dos barras de potencia más de las que debería para una señal concreta. Por ejemplo, a veces muestra cuatro barras cuando debería mostrar solamente dos”, afirma Apple.

   De esta manera, la explicación al “gran descenso” repentino de la cobertura se debe –según esta versión oficial– a que las barras de potencia que indicaban la señal “no eran reales” en algunos casos.

   “Los usuarios que han observado un descanso de varias barras de potencia al coger su iPhone de una forma determinada –al tapar la esquina inferior izquierda, donde está la antena– estaban, probablemente, en zonas con una potencia de señal baja, pero no lo detectaban porque, de forma incorrecta, mostraba cuatro o cinco barras”, señala.

   No obstante, la compañía recuerda que en caso de que los usuarios no estén “plenamente satisfechos” con este dispositivo, pueden devolver el móvil dañado en cualquier tienda de Apple –también en la on-line– y recuperarán el desembolso si es en el plazo de 30 días posteriores a la compra.

   Un gran número de usuarios ya reportó hace dos semanas que al sujetar el teléfono con la mano y tapar la esquina inferior izquierda la cobertura desaparecía por momentos y el teléfono era incapaz de recibir llamadas. La supuesta solución planteada por su máximo responsable, Steve Jobs, era sencilla: sujetarlo de manera diferente o comprar una funda.

   Estas declaraciones provocaron la respuesta de un ‘Club de los zurdos’ en Reino Unido, que expresó su disconformidad con las políticas de la compañía de la manzana, al tiempo que calificaba el problema de “fallo de diseño” y la sugerencia de sujetarlo de otra manera –poco natural para los zurdos– de “ridícula”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.