Antich se compromete a no derribar las casas de Can Pastilla

El portavoz de la plataforma vecinal de Can Pastilla-Cala Estancia, Lorenzo Balaguer, ha revelado que el presidente del Govern, Francesc Antich, le ha garantizado en la reunión mantenida esta tarde que no se van a derribar ni expropiar las 91 viviendas de Can Pastilla y las Maravillas, incluidas en el Plan Director para la reconversión de la Playa de Palma.

Tras el encuentro, el propio Antich ha considerado “inviable” esta propuesta de expropiar las citadas 91 viviendas, ya que “distorsiona” el Plan Director, por lo que ha desvelado que ya ha instado a la gerente del Consorcio para la reconversión de la Playa de Palma, Margarita Nájera, que analice “otras fórmulas más moderadas”, dado que el derribo de estos inmuebles “no es una buena respuesta”.

Asimismo, ha invitado a los vecinos de Can Pastilla a que presenten alegaciones durante el periodo de exposición pública del Plan Director, con el fin de que también planteen alternativas. En este sentido, Antich aboga por una solución “mucho más moderada” que la expropiación, como “llegar a acuerdos con algunos propietarios”.

Por otro lado, el presidente del Govern ha anunciado que en los próximos días mantendrá una reunión con todas las fuerzas políticas que firmaron el compromiso para reformar la Playa de Palma, con el objetivo de “ordenar todo este debate”, de cara a lograr las “garantías de la máxima participación de todos”.

“Salimos de la reunión muy esperanzados, porque nuestras reivindicaciones han sido escuchadas tanto por Antich, como por la presidenta del Consorcio de la Playa de Palma, Joana Barceló, quienes nos han asegurado que no se llevará a cabo el Plan Director así como está dibujado”, ha zanjado Balaguer.

Asimismo, el portavoz de la plataforma ha informado a Antich que después de las reuniones que los vecinos de Can Pastilla han mantenido en los últimas días con las diferentes fuerzas políticas del Ayuntamiento de Palma, Nájera “continúa con su discurso sin modificar una coma”.

Así, preguntado sobre si considera que Antich podrá hacer cambiar de opinión a la gerente del Consorcio respecto a la expropiación de las 91 viviendas, ha indicado que si el Govern no lo logra “quién lo va a conseguir”, teniendo en cuenta que “ni Cort ni los partidos políticos están de acuerdo con esta propuesta”. “Antich y Barceló nos han dicho que nos vayamos tranquilos, porque están con nosotros”, ha sentenciado.

“NÁJERA YA CONOCE MI OPINIÓN”

Por su parte, el presidente del Ejecutivo ha recalcado que Nájera ya conoce su opinión respecto a la expropiación de las 91 viviendas de Can Pastilla en el sentido de que la respuesta que se da “no es la adecuada”, conclusión a la que, según ha dicho, llegó antes incluso de reunirse con la plataforma, dado que previamente, se había “informado de toda la situación”.

“La propuesta es grandiosa para un problema que no es tan grande y que no responde a los postulados que se marcaban en el Plan Director, por lo que debe haber una respuesta mucho más moderada”, ha insistido Antich, quien ha recordado que su postura “no difiere mucho” de la del resto de fuerzas políticas, por lo que ha “tranquilizado” a los vecinos de Can Pastilla.

Preguntado si ha garantizado que no va a haber ningún derribo, el presidente del Govern ha señalado que ha asegurado a los vecinos que la respuesta dada en el Plan Director “no es la que toca”, por lo que ya ha pedido la Consorcio que “comience a trabajar en otras propuestas”.

En esta línea, ha censurado que el derribo de las 91 viviendas “distorsiona” el Plan Director, por lo que, a su juicio, se debe buscar una solución “moderada” que “vaya en consonancia” con este proyecto, que, según ha admitido, incluirá otras actuaciones que puedan afectar a otras viviendas, por lo que se tendrá que analizar “algunos de los casos, ya que es imposible reformar la Playa de Palma sin afectar a ningún inmueble”.

Preguntado sobre si estas modificaciones podrán suponer una prórroga de la exposición pública del proyecto, Antich ha indicado que si una vez estudiadas las alegaciones, se incluyen cambios en el Plan Director, habrá que hacer otra exposición pública con las reformar incluidas, debido a que “lo importante es que tenga el acuerdo del máximo de gente, ya que, si no, será muy difícil llevarlo a cabo”.

“VENDER EL DESTINO AL TIEMPO QUE SE REFORMA”

De este modo, Antich ha advertido de que “si no hay consenso, no habrá Plan Director” y ha recordado que al mismo tiempo que se mejora la Playa de Palma, se debe vender este destino cada año a los turistas, por lo que “nos interesa que el debate se haga con mucho sentido común”, con el fin de dar una respuesta turística “así como toca en una Comunidad como Baleares”.

Además, ha añadido que esta reconversión debe ser un “ejemplo” para otros destinos turísticos maduros, por lo que ha manifestado que “no puede ser” que una cuestión, como la expropiación de las 91 viviendas de Can Pastilla, “estorbe y distorsione el espíritu de todo el Plan”.

Preguntado sobre si su postura contraria a la expropiación es extensible al resto de viviendas afectadas por el Plan Director, Antich ha apuntado que debe analizar con “más produndidad” cada uno de los proyectos y “escuchar a todos”, si bien ha afirmado que “todos tenemos claro que debe haber una actuación en el Torrente des Jueus, aunque es una situación muy diferente a la de Can Pastilla”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.