Un ‘nuevo’ Mallorca con jugadores del filial

El técnico del Mallorca, Michael Laudrup, está estructurando un ‘nuevo’ equipo, adaptado a la política de austeridad impuesta por el consejo de administración de la entidad, con jugadores del filial, y ha logrado arrancar dos empates ante los “grandes”, el Real Madrid en el Iberostar Estadio (0-0) y el FC Barcelona en el Camp Nou (1-1).

Laudrup ha demostrado que no le tiembla el pulso para hacer debutar en Primera a jóvenes de la cantera ante dos de sus ex equipos en la Liga española, Madrid y Barça.

En las seis primeras jornadas, se han estrenado Pau Cendrós, Emilio Nsue, autor del gol en Barcelona, Sergi Enrich, Michel Pereira, Tomás Pina, Kevin García y Martí Crespí.

El Mallorca, en números rojos e inmerso en un concurso voluntario de acreedores (la antigua suspensión de pagos), ha entregado al técnico danés una plantilla sujeta con alfileres, pero que están dando un gran resultado al sumar puntos ante equipos candidatos al título y mostrarse intratable en su campo, con victorias ante el Atlético Osasuna y Real Sociedad, en ambas ocasiones por 2-0.

La asignatura pendiente del conjunto balear eran las salidas, tras las derrotas inapelables en Gijón (2-0) y Bilbao (3-0), pero el empate con sabor a triunfo frente al FC Barcelona ha despejado todas las dudas y, como ha declarado Laudrup, “el 1-1 dará mucha moral a mi equipo”.

Las bajas de jugadores clave la temporada pasada, como Aritz Aduriz, Borja Valero y Felipe Mattioni, han sido cubiertas por el argentino Fernando Cavenaghi, cedido por el Girondins francés, autor de los dos goles de la victoria ante la Real Sociedad, el canadiense nacionalizado holandés Jonathan de Guzmán y los brasileños Ratinho y Joao Víctor, recomendados por su compatriota Rivaldo.

En la portería, el israelí Dudú Aouate, está brillando a gran altura, y en la defensa y en el centro del campo, dos veteranos, el portugués Nunes y el balear Josep Lluìs Martí, apuntalan dos zonas clave.

El Mallorca es noveno con 8 puntos y el proyecto que lidera Laudrup cada vez convence más a una afición que estaba preparada para sufrir este año, pero que ve con gran alegría una salida al túnel generado en los últimos meses por los graves problemas financieros y la inestabilidad institucional. EFE / Patricio Lagomarsino

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.