Más críticas que alabanzas en la noche de la Cámara de Comercio

En la noche del miércoles se entregaron los habituales premios de la Cámara de Comercio, en esta ocasión con un formato diferente que hizo que los invitados aguantasen estoicamente hasta pasadas las 10 de la noche los larguísimos discursos y disertaciones de premiados y convocantes.

Los premiados, Air Berlín, Iberostar y Félix Pons a título póstumo, el presidente de Air Berlín, Joachim Hunold, realizó su discurso de agradecimiento en alemán traducido por su Director en España, Alvaro Middelmann, en el que contó sus inicios en Mallorca y sus visitas al ya inexistente restaurante La Lubina y su idea de negocio al instalarse en Palma y sus negociaciones con Iberia para poder operar con códigos conjuntos.

Por su parte el empresario Miguel Fluxá, propietario y presidente del grupo Iberostar, fue largamente ovacionado tras sus palabras de agradecimiento en las que incluyó fuertes críticas a los políticos por su despilfarro y la duplicidad de competencias en distintas administraciones, haciendo un llamamiento contra la corrupción y a favor de la eficiencia institucional y empresarial.

Maria José Pons fue la más correcta al dar simplemente las gracias a los convocantes y asistentes, muchos de los cuales se extrañaron de que nuevamente los premios fuesen dados a grandes empresas y del sector turístico.

Al comienzo del acto el presidente de la Cámara de Comercio de Mallorca, Joan Gual, señaló en un discurso demasiado largo, tedioso y cargado de anécdotas personales, que los ciudadanos “podemos llegar a sentir dudas sobre la capacidad de la clase política (gobierno y oposición) para superar la actual situación adversa” en la que la crisis, el desempleo y la evolución del PIB “dominan las preocupaciones de la ciudadanía”.

A lo largo de su intervención, defendió la necesidad de mejorar la competitividad de las empresas, algo que ha calificado como el “talismán que nos va a aliviar de todos los males”, dado que, a su juicio, es la “clave para la supervivencia de una estructura productiva”.

Por su parte Antich cerró el acto casi repitiendo su discurso de del debate autonómico y haciendo hincapié en la pronta recuperación económica y la confianza empresarial.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.