Govern pide desesperadamente el apoyo a PP y UM para aprobar los presupuestos

El conseller de Economía y Hacienda del Govern, Carles Manera, y el portavoz del Bloc en el Parlament, Gabriel Barceló, han pedido hoy a PP y UM “responsabilidad y seny” para que apoyen y den su necesario voto a la aprobación de los presupuestos de Baleares de 2011, o para presentar alternativas “viables”.

El Govern balear ha cerrado hoy las cuentas de la Comunidad de 2011 y el presidente autonómico, Francesc Antich, se reunirá próximamente con los dos partidos de la oposición para intentar que se sumen a la propuesta presupuestaria. A los partidos gobernantes (PSIB-PSOE y Bloc) les faltan tres diputados.

Si PP y UM no apoyan los presupuestos, se prorrogarán los de este año y los de 2011 no entrarán en el Parlament para su tramitación.

Aunque el Ejecutivo autonómico afronta la negociación con espíritu “positivo”, lo cierto es que los presupuestos de 2011 contemplan la subida de impuestos a las rentas más altas y un gravamen medioambiental, una medida que la oposición no está dispuesta a que se haga realidad.

Los presupuestos de 2011 ascienden a 3.200 millones de euros, lo que supone una disminución del 5,4% respecto a este año, aunque el compromiso del Govern es dar prioridad a los servicios sociales, a la educación y a la sanidad.

Para apoyar e impulsar la economía balear en plena crisis económica, Baleares dispondrá en 2011 de cerca de 900 millones en inversiones públicas: 454 millones de euros del Estado y 440 correspondientes al Estatuto de Baleares.

Las dos líneas prioritarias de las cuentas públicas de 2011 son mantener los servicios sociales y facilitar la reactivación económica, para lo cual se hará una “inversión pública muy potente”, ha subrayado Manera.

Los presupuestos disminuyen porque el Govern se podrá endeudar como máximo en 355 millones de euros atendiendo al límite del 1,3% sobre el PIB balear que marca ECOFIN, el consejo de Política Fiscal y Financiera de la Unión Europea (UE).

Manera ha insistido en que el incremento de la presión fiscal es “progresiva”, es decir, afecta a las rentas más altas y ni a clases medias o las que tienen aún menos ingresos.

Este gravamen junto al medioambiental son necesarios, ha defendido el conseller, ante la necesidad de la Administración pública de disponer de fondos para atender las necesidades de los ciudadanos.

Es un argumento “falso”, ha dicho el conseller, que la oposición diga que con esta subida caerá el consumo porque el incremento de los impuestos se dirige a las rentas más altas, por lo que se trata de una medida “netamente solidaria” con la amplia mayoría de la población balear.

Los últimos presupuestos de esta legislatura son “realistas” y tienen “los pies en la tierra”, ha aseverado el responsable del departamento de Economía y Hacienda.

El portavoz del Bloc se ha quejado de que PP y UM propusieron la pasada semana en el debate del Estado de la Comunidad actuaciones que cuestan “cientos y cientos de millones de euros”, pero aún no han concretado “de dónde los sacarán”.

Coincidiendo con el Estado de la Comunidad, Manera aseguró que no es “ningún drama” que se prorroguen los presupuestos de 2010 al año que viene.

Además, Manera garantizó que la Administración balear continuará haciendo frente a sus responsabilidades ordinarias, como el pago a proveedores, las nóminas de los trabajadores públicos o las inversiones que están en marcha, aunque es verdad que tendrá menos ingresos al no ser posible el incremento de los tributos, tal y como pretende. EFE

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.