Sony quiere extender la fecha de caducidad de la PSP

Sony pretende extender al máximo la fecha de caducidad de su consola PSP seduciendo a un público más joven, en una maniobra similar a la empleada en “la última fase del ciclo vital” de PlayStation 2, ha explicado el presidente de Sony Computer Entertainment Europa, Andrew House, en una entrevista con Efe.

La estrategia de la compañía nipona para exprimir el potencial de su consola portátil es alcanzar nuevos públicos, en concreto los consumidores más jóvenes, con una oferta de títulos a precios asequibles que “maximice” el ciclo de vida de la PSP.

A pesar de que es la PlayStation 3 la niña bonita de los ojos de la empresa japonesa, este año se venderán en todo el mundo 8 millones de PSP y 2 millones de PlayStation 2 tan sólo en Europa, un dispositivo pasado de moda que sigue resultando rentable.

Hasta la última semana de septiembre, se habían vendido en España 2,5 millones de PSP y 1,5 millones de PlayStation 3.

House ha reconocido que la piratería supone “un problema importante” para el negocio portátil de PlayStation, lo que genera una “fuerte preocupación” en el seno de Sony.

En ese sentido, la Asociación de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento (Adese), indicó hace unos días que el nivel “insoportable” de piratería que sufren las consolas portátiles frena a las compañías desarrolladoras de videojuegos a la hora de invertir en títulos atractivos.

House ha indicado que Sony está centrada en las tres dimensiones y en el nuevo mando Move, ambas tecnologías desarrolladas para la consola PlayStation 3, como puntales de su estrategia de negocio y ha descartado que se vaya a lanzar un nuevo hardware.

Además, ha asegurado que el objetivo principal para el próximo ejercicio será poner en el mercado una suculenta oferta de juegos.

El responsable destierra así la posibilidad de la irrupción en el mercado de un nuevo dispositivo portátil, pese a la piratería, la creciente falta de inversión en contenidos solventes, la bajada de los precios de los títulos y su interés por “maximizar” la vida de la PSP.

Desde el lanzamiento de Move, hace un mes, se han vendido en Europa 1,5 millones de unidades del mando (45.000 en España), una cifra que “supera las expectativas”, que obligará a la compañía a acelerar la producción para satisfacer la demanda y que ha motivado un incremento de las ventas de la propia PlayStation 3.

Según House, Sony está se ha situado en la posición de líder de ventas de grandes consolas en el mercado europeo en “los últimos dos meses”, por encima de Xbox 360 e incluso de Wii.

“Si se miran las ventas en este momento, PlayStation 3 está experimentando importantes subidas mientras que nuestros competidores están en un momento de declive”, ha apuntado el presidente de Sony Computer Entertainment Europa.

La compañía, que venderá 15 millones de PlayStation 3 en 2010, sostiene que se están produciendo aumentos en la venta de juegos “de hasta el 50 por ciento”, en parte gracias a que esa consola no sufre “por el momento” los efectos de la piratería, aunque House ha reconocido que es una “amenaza potencial” y que ya ha habido que emprender acciones legales para frenar las tentativas piratas.

Sony “no tiene miedo” del impacto que Kinect, el nuevo sistema de interacción sin mandos de su competidora Microsoft, pueda tener en su volumen de negocio porque cree que la naturaleza del dispositivo no permite una oferta variada para los jugadores clásicos, que demandan el uso de un controlador.

La apuesta de la compañía nipona por el 3D sigue vigente, aunque House es consciente de que la implantación “llevará su tiempo” porque supone un gran cambio tecnológico.

Por el momento, Sony está invirtiendo sus esfuerzos en desarrollar buenos títulos en 3D -seis llegarán antes de Navidad- y en “evangelizar” a las compañías creadoras de videojuegos para conseguir “una gran circulación” de títulos preparados para su disfrute con la tecnología estereoscópica “en los próximos años”. EFE / Violeta Molina

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.