La caja de Cola Cao nuevamente en los juzgados

La ex gerente del Consorcio para el Desarrollo Económico de Baleares (CDEIB) Antònia Ordinas, una de los principales imputados en el “caso Scala”, tendrá que declarar mañana ante el juez de otra causa de supuesta corrupción, el “caso Ibatur”, en el que también está imputada.

Según han informado a Efe fuentes jurídicas, Ordinas está citada por el titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Palma, Juan Ignacio Lope Sola, encargado de investigar el supuesto desvío de fondos y cobro de comisiones en torno al Instituto Balear de Turismo (Ibatur), un organismo dependiente de la Conselleria de Turismo durante la pasada legislatura del PP.

En un principio, Ordinas tenía que haber comparecido ante el juez el día 1 de este mes, pero su declaración fue suspendida a petición de la propia imputada por problemas de salud.

La ex gerente del CDEIB, en libertad bajo fianza de 100.000 euros tras pasar unos meses en prisión en el marco del “caso Scala”, reconoció el cobro de comisiones a empresas que trabajaban para el consorcio y afirmó que este dinero se lo repartían entre ella, el ex conseller del PP Josep Juan Cardona y el ex director general Kurt Viaene.

Algunas de estas empresas tienen vínculos con el “caso Ibatur” por haber sido contratadas también por este instituto, un aspecto por el que será interrogada Ordinas.

Lope Sola tomó declaración el pasado 13 de octubre al ex concejal del PP en Lloseta Felipe Ferré, sobrino político del ex presidente Jaume Matas (PP), también imputado en el “caso Scala” y que figuraba como socio de tres empresas junto a Ordinas, Cardona y Viaene que se beneficiaron de contratos del Ibatur.

El ex concejal, que colabora con la Fiscalía en este y otros casos de supuesta corrupción, declaró al juez que sus socios cobraron comisiones ilícitas del Ibatur, las cuales se articularon hinchando facturas. EFE

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.