Mario Hekke se adjudica el Campeonato de Baleares de Montaña

El fin de semana pasado se disputaba la XXVI Subida Isla de Ibiza, o como tradicionalmente la conocen los aficionados pitiusos, la Subida a La Cala. Un total de treinta y cinco equipos formalizaban la inscripción, y entre ellos lo hacía el piloto germano y afincado en Mallorca, Mario Hekke.

Al publicarse la lista de participantes saltaba la sorpresa ya que Andrés Barceló, el máximo rival de Mario Hekke en la batalla por el título, no se había inscrito lo que dejaba prácticamente sentenciado el campeonato a favor del piloto de Jaume Vermell Náutica, quien aventajaba a Barceló en dos puntos.

A pesar de tener todo a su favor, y con muy pocas posibilidades de que la Subida Pollença-Lluc finalmente se celebre, por falta de fechas, Mario Hekke decidía competir en la isla blanca y sobre un trazado muy técnico y exigente para pilotos y máquinas.

El sábado por la tarde y al volante del Bango BRC O5 Evo el piloto de Porto Cristo afrontaba la primera ascensión de entrenamientos con calma y viendo las intenciones de sus rivales, quienes se subieron por las paredes buscando el mejor registro. En la segunda subida de entrenos y con algo más de confianza con un trazado poco conocido el piloto del Bar Mingo entraba en el juego e intentaba dar alcance a la cabeza de carrera, logrando el tercer mejor crono de la general.

En la matinal del domingo se disputaba la tercera y última manga de entrenamientos que daría paso a las dos mangas de carrera, de las cuales se tomaba la mejor para la clasificación final. Mario Hekke montaba unos nuevos neumáticos con la firme intención de subir al podio. Con un tiempo de 2.23:016 el germano se afianzaba una vez más en el tercer puesto y tenía intenciones de rebajar el registro en las dos mangas de carrera. En la primera de ellas bajaba significativamente su crono anterior dejándolo en 2.18:889, desafortunadamente en la definitiva subida y cuando desafiaba la parte final del recorrido Mario Hekke se salía por un terraplén no pudiendo concluir la carrera y debiéndose de conformarse con su anterior crono, lo que le relegaba a la quinta posición scratch, y la tercera del Campeonato de Baleares de Montaña.

Mario Hekke nos comentaba tras finalizar la prueba:

“A pesar de enterarme días antes de partir hacía Ibiza que era matemáticamente campeón, creí oportuno participar en Ibiza y sumar puntos, ya que la Subida Pollença-Lluc está en el aire. En cuanto a la carrera, me costó mucho asimilar el recorrido, pero finalmente pude estar en los puestos de cabeza. La salida de carretera truncó mi objetivo de estar más arriba, pero me voy con la moral muy alta a pesar del accidente, donde tan solo hay que lamentar daños materiales. Por otro lado no quiero cantar victoria hasta que la FAIB confirme el campeonato al haber una prueba en el aire, pero sí quiero agradecer a los patrocinadores su incondicional apoyo. ”

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.