El portavoz de la ONU, Martin Nesirky, lamenta los sucesos de El Aaiún

Marruecos y el Frente Polisario iniciaron hoy en las afueras de Nueva York su tercera reunión informal auspiciada por las Naciones Unidas para reanudar el proceso de negociación sobre la soberanía del Sahara Occidental, informó el organismo internacional.

El portavoz de la ONU, Martin Nesirky, lamentó que la primera de las dos jornada de conversaciones convocadas por el enviado especial de la organización para el Sahara, Cristopher Ross, coincidan con el violento desmantelamiento del campamento de protesta saharaui de Gdeim Izik, en las afueras de El Aaiún.

“Es bastante lamentable que estas operaciones y los acontecimientos que las precedieron y siguieron hayan afectado la atmósfera en que se celebran las conversaciones”, dijo en una conferencia de prensa Nesirky, quien pidió “contención” a las dos partes.

El portavoz explicó que el organismo cuenta con información contradictoria y superficial acerca de las razones de la operación, el nivel de las fuerzas empleadas, así como el número de víctimas en ambos bandos.

“De todas maneras, según todas las informaciones y con nuestro profundo pesar, se han producido muertos y heridos. El personal de las Naciones Unidas en el Sahara Occidental trata de recopilar todos los hechos para tener un relato completo de lo sucedido”, agregó.

En medio de un ambiente tenso, Ross recibió a las dos delegaciones en el complejo Greentree de Manhasset, una localidad a las afueras de Nueva York que ha sido el escenario de las conversaciones anteriores.

A las mismas también asisten en calidad de observadores representantes de los países vecinos, Argelia y Mauritania.

El objetivo de la reunión es avanzar en la preparación de una quinta ronda del proceso de negociación que las dos partes iniciaron en 2007, pero que desde hace dos años permanece estancado y no tiene visos de reanudarse.

Sin embargo, la gravedad de los enfrentamientos en la ex colonia española se han convertido en inevitable protagonista del encuentro y han puesto en duda su celebración, dijeron a Efe fuentes diplomáticas.

Marruecos anunció hoy que dos agentes de las fuerzas del orden marroquíes han muerto durante el desmantelamiento del campamento de Gdaim Izik, y que otro falleció durante los altercados registrados en El Aaiún.

Fuentes saharauis aseguraron que fallecieron además al menos cuatro civiles, mientras que efectivos de la Gendarmería Real y de las fuerzas auxiliares marroquíes han detenido a 65 personas, según la agencia oficial marroquí MAP.

Marruecos y el Polisario han celebrado desde 2007 cuatro reuniones directas en Manhasset, sin que hayan logrado acercar sus posiciones.

Posteriormente se reunieron de manera informal, en Viena y Nueva York, pero tampoco se registraron avances.

Rabat sostiene que la única solución realista al conflicto es su propuesta de conceder la autonomía al territorio, mientras que el Polisario insiste en la celebración de un referéndum que incluya la independencia entre las opciones. EFE

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.