Entra en prisión el anciano que atropelló a su mujer en Pollença

La titular del Juzgado de Instrucción 5 de Inca ha dictado prisión provisional comunicada y sin fianza para Miquel Ll.V., el hombre de 86 años acusado de atropellar intencionadamente a su mujer el pasado martes en Pollença (Mallorca).

Según han informado a Efe fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Baleares, la jueza, con competencias en violencia sobre la mujer, ha tomado declaración esta tarde al detenido y ha decidido decretar prisión para él siguiendo la petición del Ministerio Fiscal.

La jueza le imputa un delito de homicidio por los hechos que tuvieron lugar el pasado martes sobre las 8.30 horas en la zona de chalés de El Calvario de Pollença, cuando el hombre, después de una discusión, atropelló a su mujer, de 50 años y nacionalidad boliviana, en un camino junto a la casa familiar.

El acusado ha sido trasladado a Inca esta mañana desde el cuartel de la Guardia Civil de Pollença, donde se encontraba detenido desde el martes, aunque hasta esta tarde no ha comenzado a declarar.

La Guardia Civil, encargada de las pesquisas del suceso, ha confirmado hoy la intencionalidad clara del atropello gracias al visionado de unos vídeos recogidos por unas cámaras de seguridad instaladas en el chalé de la pareja, en los que se ve como la mujer se sienta delante del coche para impedirle que se vaya y el hombre arranca igualmente.

En las imágenes incluso se aprecia cómo el anciano da varios acelerones y arrastra a la mujer unos 15 metros por la salida de la finca, han indicado hoy a Efe fuentes del instituto armado.

Después, se observa cómo el hombre para el coche, se baja y entra en la vivienda para avisar a los dos hijos del matrimonio que estaban durmiendo.

El agresor, que había sido traductor de la ONU, ha sostenido hasta el último momento que el atropello fue accidental.

La pareja estaba en proceso de separación y el agresor había acudido al domicilio familiar para recoger unas pertenencias, en concreto un busto de su propiedad, y se produjo una fuerte discusión porque ella se negaba a que se lo llevara.

La del martes es la segunda víctima mortal de la violencia machista este año en Baleares, después de que el pasado mes de febrero una mujer de 35 años y nacionalidad boliviana apareciera descuartizada en Campos (Mallorca), presuntamente a manos de su ex compañero sentimental, de 43 años. EFE

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.