PP y UM reprueban a Manera en el Parlament

El pleno del Parlament ha aprobado hoy, con los votos de PP y UM, reprobar al conseller de Economía, Carles Manera, por considerar que no presentando el proyecto de presupuestos de 2011 en la Cámara está “vetando y robando” su debate al pueblo solo por “ocultar” las cifras reales de una comunidad autónoma que, a juicio de los populares, está “en quiebra”.

Esta reprobación se deriva de una proposición no de ley presentada por el PP, defendida por la diputada Mabel Cabrer y apoyada por UM en la que, además, el Parlament “constata” la debilidad del Govern para aprobar unas cuentas que permitan hacer frente a la crisis.

“El Parlament lamenta y condena el hecho de que el Govern huya de su responsabilidad de presentar, antes del 30 de octubre, los presupuestos del próximo año”, señala el primer punto de la proposición, en la que se subraya que el no presentar las cuentas a debate implica un “grave déficit político”.

La diputada “popular” y el presidente de UM, Josep Melià, han abundado en este aspecto considerando que presentar las cuentas es una obligación del Govern, si no legal, al menos sí política, y han reclamado al ejecutivo que se deje de excusas y hable claro.

En opinión de Cabrer, el Govern se encuentra en situación “de ilegalidad” negándose a mostrar los números que compondrán las cuentas autonómicas del año que viene y rechazando aprobar unos presupuestos para los que el PP “ha asegurado la abstención”, con la condición de que no se subieran los impuestos.

Cabrer ha incidido en que la postura del Govern en este sentido es “confusa y difusa” y ha criticado que a estas alturas de 2009 nadie sepa en qué partidas se va a notar el recorte del 5,4% que se ha de aplicar a las cuentas de 2010 para paliar el déficit, tal y como ordena la Unión Europea.

“Ustedes son incapaces de gobernar”, ha espetado a los representantes del Govern presentes en la cámara la diputada “popular”, afirmación que ha recogido el presidente de UM, quien ha señalado que si el ejecutivo actual no cumple la obligación de presentar un presupuesto, ese Govern tiene que irse.

Para Josep Melià, es “muy grave” que no quieran enseñar los números, que no quieran hacer un debate y que, ni siquiera deseen aprobar un presupuesto: “Esto no tiene ni pies ni cabeza; el Govern ni habla claro ni es preciso, lo único que hace es robar a la cámara el debate más importante del año”, ha denunciado.

Melià ha explicado que el Govern opta por esta situación y por presentar unos presupuestos con números “genéricos” porque son “irreales”, al estar pensados con unos ingresos que “ficticios”, ingresos “que no se producirán”, ha augurado el portavoz de UM.

Los grupos vinculados al Govern han salido al paso de todas estas acusaciones y críticas alegando que tanto PP como UM están instalados en su voluntad de poner trabas al ejecutivo sin dar alternativas, para que los ciudadanos vean solo esas trabas y no lo que hace realmente el gobierno de la comunidad.

El diputado del Bloc per Mallorca, Antoni Alorda, ha asegurado que en su partido todos quieren un presupuesto para 2011, pero ha subrayado que no habiendo de partida un acuerdo de mínimos para negociarlo, la prórroga es una buena opción.

No obstante, ha invitado a PP y UM -a los que ha acusado de “extrema frivolidad” al tratar la actual crisis económica- a que “si tienen otro modelo”, presenten una moción de censura, de lo contrario les ha pedido que “dejen gobernar”.

En su intervención, el portavoz socialista Antoni Diéguez ha defendido que posiblemente este año sea el que se ha debatido más sobre presupuestos en la cámara debido a las preguntas y propuestas de la oposición, a la que ha reprochado que, sin embargo, no haya presentado alternativas a la subida de impuestos a la que se niegan.

La diputada de Eivissa pel Canvi Marian Suárez se ha puesto del lado de socialistas y nacionalistas, ha remarcado que el Govern sí habla claro y que los únicos que “son difusos” son los “populares” con sus “cambios” de planteamiento “constantes”. EFE

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.