Los diarios de papel perdieron 34,2 millones en 2009

Los periódicos españoles cerraron 2009 con unas pérdidas totales de 34,2 millones de euros después de impuestos, aunque el número de lectores aumentó un 1,4 por ciento, según datos difundidos hoy por la Asociación de Editores de Diarios Españoles (AEDE).

Los periódicos sufrieron entre 2008 y 2009 la peor crisis de su historia, con un retroceso del 41 por ciento en la venta bruta de publicidad, según la Asociación de Editores de Diarios Españoles (AEDE).

Según el análisis que ha hecho la consultora Deloitte para el Libro Blanco de la Prensa Diaria 2011, que ha presentado hoy la AEDE, los diarios españoles cerraron 2009 con unas pérdidas totales de 34,2 millones de euros.

El mismo libro refleja que a lo largo del segundo semestre de 2010 las cuentas del conjunto de diarios han tendido a equilibrarse, con una caída anual del 3,2 por ciento en la venta bruta publicitaria, y que los ingresos de explotación del conjunto de diarios han retrocedido en 854,8 millones de euros entre 2007 y 2010.

Para todo 2010, los ingresos de explotación descenderán un 4,4 por ciento respecto al año anterior, hasta situarse en los 2.125,6 millones de euros, un 28,7 por ciento menos que en 2007.

El presidente de AEDE, Antonio Fernández-Galiano, ha puesto de manifiesto que la crisis económica nacional ha producido daños graves a los diarios, “especialmente dolorosos en materia de empleo, si bien la mayor parte de las cabeceras han superado el brete, han enjugado las pérdidas y están en condiciones de pelear por la recuperación”.

Según explicó Fernández-Galiano en conferencia de prensa, la publicidad ha sido la principal causante de los retrocesos y su caída ha sido mayor en periódicos que en otros medios de comunicación.

A su vez, ha puesto de relieve que la forma en que cada medio de comunicación responda al actual cambio tecnológico, a largo plazo determinará el éxito o el fracaso.

“Si aprovechamos bien nuestros puntos fuertes, nuestra experiencia, nuestros derechos en materia de propiedad intelectual y nuestro compromiso con la sociedad democrática, tenemos muchas posibilidades de recuperar protagonismo, ingresos, rentabilidad, notoriedad y cuota de mercado”, ha opinado Fernández-Galiano.

En palabras pronunciadas en un almuerzo posterior a la conferencia de prensa, Fernández-Galiano expuso ante el vicepresidente primero del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, su preocupación por el sector, la necesidad de que la prensa sea independiente y fiable y ha reflejado las restricciones, por ejemplo publicitarias, que sufre la prensa a nivel autonómico, nacional y europeo.

“Tenemos que recuperar el papel que los diarios han desempeñado en los dos últimos siglos”, ha subrayado el presidente de AEDE, quien ha recalcado la necesidad de que en los colegios se haga llegar el valor y lo que es un periódico.

A su vez, Luis Jiménez, director de medios de comunicación para Europa de Deloitte, ha subrayado que el EBITDA (resultado bruto de explotación) del sector, que con 503 millones de euros en 2006 registró su punto más alto, ha entrado desde entonces en caída hasta situarse el año pasado en los 35 millones de euros.

Además, Ignacio Benito, director general de AEDE, opinó que la complementariedad entre prensa tradicional y digital será un trampolín hacia otros modelos de negocio cuyo protagonismo crecerá en el futuro.

El análisis de la AEDE también refleja que en 2009 la media española de lectores de prensa ascendió a 13,894 millones de personas.

El Libro Blanco también indica que en 2009, el perfil del lector ha registrado mínimas modificaciones de un año para otro.

Así, la edad se mantiene casi invariable, en 44,4 años, mientras que el reparto del consumo por sexos apenas cambia, estando en el 60,6 por ciento para los hombres y el 39,4 para las mujeres.

Por tramos de edad, la tasa de penetración más alta se observa en la franja comprendida entre los 20 y los 24 años, con un 49 por ciento, seguida de 25 a 34 años (44,8 por ciento), mientras que la menor tasa se produce entre los mayores de 65 años, con un 19,4 por ciento.

En cuanto a la difusión estimada de la prensa diaria, en 2009 se produjo un descenso del 5,54 por ciento, tras la caída registrada en el año anterior, que en términos absolutos suponen 235.000 ejemplares menos que en el ejercicio precedente.

Con este descenso, la cifra total de difusión estimada se sitúa por primera vez en esta década por debajo de los cuatro millones de ejemplares, en concreto, en 3,930 millones. EFE

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.