Las Hermanas Oblatas ganan el III Premio Emili Darder a la Convivència i el Civisme

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Palma ha ratificado hoy el acuerdo del jurado de conceder a las Hermanas Oblatas del Santísimo Redentor el Premio Batle Emili Darder a la Convivencia i al Civisme 2010, por su proyecto Centre d’Atenció a la Dona Casal Petit.

Esta es ya la tercera edición del Premio Batle Emili Darder a la Convivencia i al Civismo. En la primera edición el galardonado fue Bartomeu Suau y, en la segunda, Rosa Bueno, a título póstumo.

Casal Petit es desde 1988 un centro de atención, orientación, asesoramiento y acogida a mujeres que se encuentran en el entorno de la prostitución y / o la exclusión social vinculadas a la existencia del barrio chino. En este entorno, las Hermanas Oblatas trabajan antes, durante y después de su remodelación urbanística y ampliaron su tarea a los niños y las familias en situación de precariedad social del barrio, donde se ubica la sede del Casal Petit.

Desde este servicio han extendido el trabajo en red tanto en las instancias públicas como en las privadas que, en el ámbito de los servicios sociales, se han relacionado, combinando el mejor trabajo técnico, con la dedicación de un equipo de voluntariado. No en vano, los servicios municipales de servicios sociales e igualdad han colaborado técnica y económica en el proyecto, prácticamente desde sus orígenes.

Las personas encargadas del proyecto en Palma, al frente del equipo del Casal Petit, son María Felicidad, Martínez Morán, como coordinadora, y Nieves de León.

La congregación de las Hermanas Oblatas del Santísimo Redentor trabajan en el proyecto Casal Petit, pero, además, su dedicación a la atención de la mujer en situación de vulnerabilidad las vinculó en la década de los años 90 al Servei d’Acollida de la Dona i Família (SADIF). También han colaborado en la implantación del Proyecto Hombre en Palma. En toda España, se dedican a la promoción de la mujer en situación de riesgo social.

Participan actualmente, con otros servicios de la Administración y de ONG, en espacios como la Red de Atención Directa a Personas que Ejercen la Prostitución de Palma (XADPEP) y al Grupo de Estudio Permanente sobre Prostitución en Baleares (GEPPIB).

En su labor comprometida con la mejora de las condiciones de vida de las personas que atienden, combinan el trabajo de calle, la investigación del complejo fenómeno de la prostitución, la intervención con técnicas profesionales, la comunicación de esta realidad y sus causas, la sensibilización social a favor de las personas que la padecen y en contra de los intereses y las desigualdades que la sostienen, sin olvidar la tarea de escucha y acompañamiento,

El Premio Batle Emili Darder a la Convivencia y al Civisme nació para reconocer y hacer visibles las personas o entidades que realizan acciones en favor de la convivencia y el diálogo, la prevención y la erradicación de cualquier tipo de violencia y la defensa de los derechos cívicos. De Emili Darder, se había destacado su vertiente política desde aspectos como el lingüístico o la mejora de la salud y la educación, pero había un vacío que reconociera su tarea de fomentar el civismo y la convivencia.

El Premio tiene una cuantía de 6.000 euros.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.