ARCA denuncia la destrucción de un emblemático edificio en Santa Catalina

Este martes día 9 (si no es antes) está prevista la demolición de un edificio singular de casi un siglo de existencia ubicado en la esquina de la calle Aníbal con la avenida Argentina de Palma

ARCA pide al Consell de Mallorca que actúe de urgencia. ARCA hace dos meses que pidió al Ayuntamiento de Palma que diera los pasos necesarios para salvarlo, el Ayuntamiento contestó que había una sentencia del tribunal superior de justicia de las Baleares que autorizaba la demolición por “ruina económica”. Que el Ayuntamiento había informado en contra de la demolición y aunque en primera instancia los tribunales no habían dado la razón al propietario, el tribunal superior sí lo había hecho y no había posibilidad de recurso.

ARCA reseña que no se habla de “ruina técnica” ni de peligro para la seguridad, sino de ruina económica: para ARCA con fondos, ayudas desde la administración y una normativa adecuada, se podría haber salvado. Desde ARCA creen que el patrimonio es el último interés general de ser preservado.

La asociación proteccionista se pregunta ¿Por qué motivo el Ayuntamiento desde hace más de 10 años nunca ha querido hacer un plan especial de protección para Santa Catalina a pesar de las insistentes peticiones de ARCA y otras entidades?

Además ¿la “ruina económica” se puede aplicar con el mismo criterio en un edificio histórico singular que en cualquier otro? ¿Se defendió esta cuestión?

Y también ¿Porque la normativa urbanística de los solares de Santa Catalina que limitan con la avenida de Argentina permite un aprovechamiento urbanístico mayor con más alturas que distorsionan el conjunto y favorecen la demolición de edificios históricos?

ARCA cree que Palma no puede perder un edificio que fue elegido como el más atractivo de la avenida Argentina y vuelve a preguntar ¿ Se han dado cuenta los responsables urbanísticos y de patrimonio que si es grave derribar un edificio histórico es horroroso para la ciudad el que lo sustituirá, rompiendo el conjunto, probablemente con más alturas y sin criterios estéticos que se adapten al entorno?

ARCA pedirá hoy a Patrimonio del Consell de Mallorca que actúe de urgencia para parar esta destrucción.

1 Comentario

  1. Renovarse o morir. Calificar como edificio histórico lo que se ve en la foto es tan exagerado como calificar como pavimento histórico una antigua calle de tierra en la ciudad. Sí que podría entender una ordenanza de protección del barrio, regulando las características de los nuevos edificios, pero nunca mantener construcciones obsoletas y sin valor artístico o histórico debidamente contrastado.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.