Sol Meliá cambia de “marca” y será Meliá Hoteles

Sol Meliá ha celebrado esta mañana la Junta General de Accionistas de 2011, en la que se han aprobado las cuentas anuales del ejercicio 2010 y la aplicación de los resultados, con un reparto de 10 millones en dividendos (0,043902€ neto por acción), frente a los 7,6 millones de 2009. El quórum de la Junta ha sido del 82,9% del capital social.

Sol Meliá ha ratificado el nombramiento de un nuevo Consejero Independiente, Luis María Díaz de Bustamante; ha aprobado la gestión del Consejo de Administración y, como es habitual en las Juntas Generales de la hotelera, la Autorización al Consejo para proceder a la ampliación de capital con arreglo a lo previsto en la Ley de Sociedades de Capital. Tal habilitación se establece en previsión de que el Consejo decidiese ampliar capital en algún momento, a fin de evitar una nueva convocatoria extraordinaria de la Junta.

El Presidente, Gabriel Escarrer, explicó en su intervención la propuesta de modificación del artículo 1 de los Estatutos Sociales de la empresa, esto es, la denominación social, que pasará de “Sol Meliá Hotels & Resorts S.A.” a “Meliá Hotels International S.A. ” .

Según Escarrer, los objetivos de esta modificación serán adecuar la marca corporativa a la estructuración real y diversa del portfolio de la compañía, y dotar de coherencia y competitividad a la arquitectura de marcas para afrontar la estrategia de expansión y diversificación global que la compañía pretende acometer.

La nueva marca corporativa, “Meliá Hotels International” responde sin duda al alto valor aportado por la marca más internacional del Grupo, Meliá, a la confianza y fiabilidad que genera dada su trayectoria y liderazgo, y al grado de reconocimiento y potencial de ésta en múltiples mercados.

Balance estratégico 2008-2010

El Presidente de la Compañía hizo balance del trienio 2008-2010, durante el cual la hotelera hubo de enfrentarse a la peor crisis que ha vivido el Turismo, demostrando una resiliencia y capacidad de adaptación que les han permitido salir reforzados. “Nuestra visión – remarcó- se centró en hacer compatible el mantenimiento del negocio y los resultados en el corto plazo, con el fortalecimiento del Grupo en el medio y largo plazo”.

A tal fin, la Compañía adoptó medidas estratégicas y tácticas, mediante un Plan de Contingencia, pero el principal “salvavidas” del Grupo, en palabras de su Presidente, fue el proceso de expansión internacional, por el que la hotelera incorporó o firmó 78 nuevos hoteles durante el periodo, representando 20.597 habitaciones.

En el último año, la Compañía ha cumplido con las expectativas y ha consolidado la mejora del RevPAR, gracias a la gestión del precio y a la consolidación de la expansión, mejorando el beneficio neto del ejercicio en un 31’5%.

El Presidente también remarcó los importantes avances en el compromiso de la Compañía con la Sostenibilidad y Responsabilidad Social, como la alianza estratégica con UNICEF para la protección de la infancia, el acuerdo con ONCE para favorecer la inclusión laboral de personas con discapacidad o la incorporación de objetivos de sostenibilidad en la retribución variable de los empleados. En este sentido, destacó la labor del Gabinete Institucional y Diplomacia Corporativa en la profundización de los grandes compromisos de la compañía en materia de responsabilidad social: la adhesión al Global Compact, la renovación de la inclusión en FTSE4Good Íbex, y la inminente renovación de la certificación como Compañía Hotelera de la Biosfera.

Diversificación y expansión internacional

La diversificación de la Compañía en el último trienio ha supuesto que el Ebitda de Sol Meliá generado fuera de España ascendiera del 57 al 77%. Esta tendencia seguirá marcando la estrategia de expansión, centrada en los mercados dinámicos, mediante alianzas con líderes locales. Muestra de ello ha sido en 2010 la apertura de nuevos destinos, como Shanghai o Dubai, así como la alianza para la marca TRYP con el gigante hotelero americano Wyndham, o la más reciente alianza con el líder chino Jin Jiang.

Además, el crecimiento se llevará a cabo a través de fórmulas poco intensivas en capital, como la gestión, alquiler o franquicia, que representan el 86% de las incorporaciones pendientes, y que es posible gracias a la fortaleza de las marcas y su atractivo para inversores.

Innovación en la relación con el cliente

El Presidente de la hotelera ha hecho especial hincapié en las nuevas tecnologías para escuchar y fidelizar al cliente, como la gestión de Redes Sociales y de la reputación online, que se han integrado en la estrategia de relación con el cliente de la Compañía. Asimismo, ha repasado las novedades en uno de los mayores activos del Grupo, el programa de fidelidad mas, que en 2010 formó una alianza con American Express para lanzar la tarjeta “American Express mas”; y que más recientemente ha lanzado mas corporate, un programa específico para pequeñas empresas y autónomos.

Renovación y futuro

Escarrer quiso, sin embargo, centrar su intervención en el proyecto de futuro que la Compañía – que cumple en 2011 55 años de vida – aborda tras superar el periodo anterior “con nota”. Así, concretó el amplio proyecto de renovación de la Compañía en los siguientes cuatro ámbitos:

Nuevo Plan Estratégico 2012-2014, en el que la hotelera ya está trabajando
Renovación de la Misión, Cultura y Valores corporativos, en el plano interno
Adaptación organizativa con refuerzo de las áreas de negocio de Asia-Pacífico y Real Estate
Nueva Marca corporativa, aprobada por la Junta General, que a partir de ahora es MELIÁ HOTELS INTERNATIONAL.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.