La Policía detiene a dos individuos acusados de más de veinte robos

En la madrugada del pasado día 12 de octubre culminó la operación policial “SILENCIO” llevada a cabo por el Grupo de Robos de la UDEV, BPPJ, de la Jefatura Superior de Policía de Baleares. En la misma se procedió a la detención de dos individuos, Santiago M.V. de 20 años y Antonio G.O. de 21 años, acusados de cometer una veintena de robos en domicilios.

La investigación se ha desarrollado en los dos últimos meses, desde que a principios del mes de septiembre se detectara la similitud de “modus operandi” en numerosos robos. Así, entraban en domicilios cuyos moradores se encontraban durmiendo. Para ello escalaban de madrugadas para introducirse en los domicilios, con tal habilidad que nunca fueron detectados.

Dificultó enormemente la labor policial las medidas de seguridad adoptadas por los investigados, así como la profesionalidad con que perpetraban los robos, hasta el punto de que pese a la cantidad de hechos que se les imputan no se habían conseguido elementos identificativos de estas dos personas.

La actuación de ambos individuos despertó gran alarma entre los afectados, ya que la forma de actuar, con familias enteras en el domicilio mientras se perpetraban los robos, repercutía gravemente en la sensación de inseguridad de los vecindarios afectados.

La labor continua del Grupo de Robos permitió, la identificación de los autores, después del estudio pormenorizado de varios robos de similares características.

Tras numerosos dispositivos de vigilancia y control, junto con otras Unidades de esta Jefatura, la madrugada del pasado día 12 de los corrientes, sobre las 05:00 horas, se procedió a la detención de dos individuos cuando se disponían a entrar en un domicilio por la terraza, en una calle cercana al paseo del Borne.

En el momento de la detención se les intervinieron dos mochilas en las que portaban herramientas propias para la comisión de los hechos que nos ocupan (cizalla, limas, destornilladores), guantes, y diversos objetos electrónicos de valor, procedentes de robos (I-pad, Blackberrie, ordenador portátil; monedas y billetes extranjeros de distintos países, I-pop, reproductor MP3).

Tras el traslado a dependencias policiales se llevaron a cabo dos registros en sus respectivos domicilios, hallándose e interviniéndose en ambos gran cantidad de efectos procedentes de los robos perpetrados, entre los que destacan: dos cámaras fotográficas, un ordenador portátil, dos relojes, siete teléfonos móviles, tres discos móviles extraíbles, dos reproductores de DVD, un reproductor fotográfico I-Paq, y otros efectos electrónicos.

Los referidos efectos pertenecen a robos cometidos en esta Ciudad. Pese a que la investigación sigue abierta y se espera esclarecer nuevos hechos cuya presunta autoría corresponde a los detenidos, los investigadores creen que se le imputarán alrededor de 20 delitos, perpetrados en pocos meses, lo que da muestra una vez mas de la profusa actividad delictiva desplegada por los presuntos autores.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.