La deuda con los proveedores municipales se ha reducido un 22% desde junio

El equipo de gobierno se encontró al inicio de su mandato una deuda de 154 millones de euros con proveedores municipales, una deuda que se había multiplicado por cuatro durante la pasada legislatura.

Desde que el alcalde de Palma, Mateo Isern, tomó posesión el pasado mes de junio, esta deuda ha pasado de 154 millones a 120 millones de euros, es decir, se ha reducido un 22%. En un contexto de restricciones financieras, el equipo económico ha gestionado la tesorería municipal para conseguir la financiación para pagar facturas a los proveedores por un valor de 43 millones de euros, es decir, 34 millones de deuda acumulada y 9 millones de nuevos compromisos con proveedores.

La contención del gasto para poder reducir la deuda de proveedores municipales es una prioridad del nuevo equipo de gobierno necesaria para dar respuesta efectiva a la crisis.

En las reuniones del equipo de gobierno con los sectores empresariales, la iniciativa privada siempre ha pedido que el Ayuntamiento hiciera esfuerzos para reducir los plazos de pago a proveedores municipales, para que esta posición permitirá mejorar la situación y favorecerá la dinamización de la economía de nuestra ciudad, generando empleo.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.