El 50% del colectivo LGTB prefiere alojarse en hoteles exclusivamente gays en sus viajes

Un estudio emprendido por la central pionera Reservas Gays (www.reservasgays.com) está esclareciendo con precisión cuáles son los deseos y las inquietudes de los miembros del colectivo LGTB a la hora de irse de vacaciones.

En lo concerniente al tipo de alojamiento, un 57% escoge el hotel; el 21%, hotel con spa; el 19%, hostal/pensión/albergue; un 17%, alquilar un apartamento; un 16%, en casa de amigos/parientes; un 12%, hotel de lujo; un 10%, camping; y un 3%, otros. De este modo, un 50% de los encuestados prefiere alojarse en hoteles exclusivos gays; un 39%, en hoteles ‘gay-friendly’; a un 22% no le importa dónde pernoctar; y un 20% se decide por los hoteles sólo para parejas.

¿De qué manera viajamos? Un 44% de las personas se decanta por viajar solo; un 34%, en pareja; un 17%, con un grupo de amigos; y un 5%, en familia con niños. A ello hay que añadir que un 41% reserva sus vacaciones o escapadas en agencias de viajes; un 34%, en portales especializados en turismo ‘gay-friendly’; un 20%, en portales no especializados; un 14%, con no especialistas; un 12%, con especialistas en turismo LGTB; y un 5%, de otra forma.

Los principales motivos de los viajes de las personas que enarbolan la bandera arcoíris son los que vienen a continuación: un 46%, descanso; un 39%, experimentar otras culturas; un 38%, visitar lugares históricos; un 35%, vivir la noche de otra ciudad; un 32%, disfrutar de la naturaleza; un 20%, compras; un 19%, visitar amigos/parientes; un 16%, actividades culturales; un 15%, asistir a un evento especial; y un 8%, participar en eventos deportivos.

A la hora de preparar las vacaciones, un 48% lo hace con menos de un mes de antelación; un 30%, con más de un mes; y un 22%, a última hora. La época que suele más gustar para viajar es entre enero y marzo, con un 20%; seguido de julio a septiembre, con un 17%; puentes y festividades, con un 15%; de octubre a diciembre, con un 12%; de abril a junio, con un 10%; y le parece indiferente a un 27% de los encuestados.

En el terreno económico, un 43% estaría dispuesto a pagar hasta 500 euros por su viaje; un 35%, menos de 100 euros; y un 22%, más de 500 euros. A todos estas personas, cuando busca unas vacaciones o escapada, lo que más le interesa reservar es el hotel y el traslado, un 35%; a un 33%, el paquete vacacional; sólo el hotel, un 29%; sólo traslado, un 15%; y viaje en grupo, un 13%.

¿Qué decir de la temporalidad de las vacaciones? Los viajes de los miembros del colectivo LGTB, según la fidedigna encuesta de Reservas Gays, suelen desarrollarse desde 1 a 3 días de fines de semana en un 29% de los casos; durante una semana, en un 25% de las veces; más de una semana, un 20%; de 3 a 6 días, un 15%; y de 1 a 3 días laborables, un 11%.

¿Qué buscamos? A un 67% de las personas le apetece durante sus vacaciones ir a sitios gays para conocer gente del ambiente y 40% lo estima indiferente. De ese primer porcentaje, a un 47% le gusta que sólo le recomienden los mejores sitios; a un 46%, que le organicen actividades en establecimientos gays; y un 15% no necesita ayuda.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.