“La salud, derecho de todos: Actúa”, lema de la campaña 2012 de Manos Unidas

Manos Unidas vuelve a la calle a la vida pública para pedir la solidaridad de la ciudadanía en su 53 campaña con el lema “La salud, derecho de todos: Actúa”. Esta campaña de sensibilización tiene cuatro objetivos: el desarrollo integral de cada persona, denunciar las causas evitables por las que enferman y mueren personas, especialmente en África y América; la efectiva responsabilidad de todos para erradicarlo y exigir que la enfermedad no se convierta en un negocio y que las vacunas estén al servicio de las personas más vulnerables. Un compromiso dirigido a todos.

El derecho a la salud es una cuestión de justicia social y de responsabilidad personal, afirmó Antonio Vera. “Nos insta a que no quedamos paralizados, sino a actuar ‘, como dice el lema, porque la salud sea un derecho de todos”. “Todos somos ciudadanos del mundo y cuando a alguien le falta, todos nos deberíamos sentir heridos. Son innumerables las personas torturadas por la enfermedad y la pobreza “, son palabras del consiliario de la entidad. Así, solicitan la colaboración de toda la sociedad porque no podemos esperar ante la necesidad.

Manos Unidas, que lleva 53 años luchando contra el hambre y la pobreza en el mundo y el desarrollo de los pueblos empobrecidos, denuncia “el poco interés del primer mundo para erradicar enfermedades que parecen superadas pero que se cobran millones de vidas cada año”, afirma María Ignacia Chacártegui, voluntaria de Manos Unidas en Mallorca. El desarrollo y la salud están estrechamente vinculados, por lo que Manos Unidas aborda este año el problema de las enfermedades comprendidas en el ODM 6: “Combatir el VIH / Sida, la malaria y otras enfermedades”.

En este sentido, el aumento de los casos de malaria, sida y tuberculosis en países en desarrollo se debe, no sólo a la crisis económica, sino a una crisis de valores que provoca la falta de solidaridad, condiciones de vida precarias, el colapso de los sistemas sanitarios, el deterioro medioambiental, el aumento de los refugiados por causa de los conflictos armados etc. El derecho a la salud se hace depender de la capacidad adquisitiva de los que enferman, por eso las llamadas enfermedades olvidadas son especialmente virulentas entre los más pobres. En el año 2009 había 33’3 millones de personas infectadas por el VIH / Sida, de las cuales, 22,6 millones vivían en África subsahariana. Por otra parte, el número de mujeres infectadas por el VIH / Sida triplica el de los hombres, porque son más vulnerables y están más desprotegidas. Y, además, las cifras proporcionadas por Manos Unidas nos dicen que el 97% de las muertes por enfermedades infecciosas, 15 millones de personas cada año, tiene lugar en los países en desarrollo.

“El derecho a la salud es una cuestión de justicia social”, afirmó Antonio Vera en la rueda de prensa, “no podemos permanecer indiferentes ante este problema”. Combatir estas enfermedades exige que la sociedad actúe de manera solidaria, y, por ello, tanto el Estado como la sociedad civil, debe asumir la parte que les corresponde. La finalidad de Manos Unidas es erradicar la miseria, el hambre, la ignorancia, la discriminación, la trivialización de la vida y de la sexualidad, con lo que conseguimos prevenir y curar las enfermedades existentes.

Ante este panorama, la entidad se compromete a defender el valor y la dignidad de cada vida humana y la necesidad de cuidar preferentemente a los más pobres para que tengan acceso al derecho a la salud, y a hacer partícipe a la sociedad los frutos de este esfuerzo, para que aumente la solidaridad y la corresponsabilidad de todos.

Además, seguirán exigiendo al Gobierno de España, de Europa, y de las Naciones Unidas, que adopten las medidas que permitan la consecución de los ocho Objetivos del Milenio, para que cada uno de ellos condiciona el logro de los demás.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.