El SPIB defiende su legitimidad frente a las acusaciones de “connivencia política” hechas por la dirección de IB3

El director general de IB3, José Manuel Ruiz, ha negado “injerencias” en la elaboración de las noticias de los servicios informativos del ente público y ha considerado que las denuncias que el Sindicato de Periodistas de Baleares (SPIB) ha hecho al respecto responden a una campaña orquestada por el PSIB.

“No sé, a lo mejor hay gente afiliada al PSIB que también está afiliada al sindicato”, ha dicho Ruiz que también ha considerado “indigno” que los socialistas estén “dispuestos a desprestigiar IB3”.

Por su parte el SPIB ha emitido un comunicado en el que defiende su legitimidad y representatividad en IB3 y en el sector.

“El Sindicato de Periodistas de las Islas Baleares (SPIB) quiere hacer constar que continuará velando por las condiciones de trabajo de sus afiliados – trabajadores y trabajadoras en IB3 Radio y Televisión, en este caso- ya sean estrictamente contractuales como de ejercicio de la libertad de información.

El SPIB es el único sindicato de periodistas de las Islas Baleares y el único representante de los trabajadores de los informativos de IB3 a través del comité de empresa de CBM, por lo tanto, sobra decir, que tiene toda la legitimidad y que asume toda la responsabilidad de sus actos.

El comunicado del SPIB de día 11 de mayo recoge denuncias de trabajadores de IB3 que no han sido desmentidas ni negadas en ninguno de sus términos. No obstante, el director general de IB3, José Manuel Ruiz, quiere deslegitimar al SPIB con acusaciones de connivencia política cuando él mismo forma parte de un partido político. Así lo ha dicho en la sesión de control parlamentaria sobre la radiotelevisión de las Islas Baleares.

Se ha preocupado el director general de IB3 de confirmar los hechos denunciados y poner remedio? Como director general del Ente Público, defiende y vela por todos los trabajadores y por el derecho de información de los ciudadanos? Confiamos que sí. De momento, pero, intenta desviar la atención sobre el verdadero problema sin desmentir ninguno de las acusaciones hechas públicas por el sindicato, que están probadas y documentadas.

El SPIB es un sindicato democrático, profesional, independiente, pluralista y unitario, con personalidad jurídica propia. Una plataforma donde tiene cabida cualquier persona que trabaja en el mundo de la comunicación a las Baleares y que suma casi 400 afiliados.

El compromiso del SPIB es con la defensa de los derechos de los trabajadores porque puedan garantizar el derecho ciudadano fundamental a una información rigurosa y veraz.

En el caso de IB3, defendemos una televisión y radio públicas de calidad, profesionales, plurales y entregas de injerencias políticas, tal y cómo marca la ley del Parlamento”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.