Detenido el etarra Beñat Atorrasagasti en Escocia

Agentes de la Policía escocesa, en colaboración con la Guardia Civil, han detenido al filo de las diez de esta noche en Edimburgo (Escocia) a Beñat Atorrasagasti Ordóñez, de 36 años de edad. El Juzgado Central de Instrucción nº 1 y la Fiscalía de la Audiencia Nacional, mediante una comisión rogatoria internacional, habían solicitado su detención a las autoridades judiciales británicas. La operación ha contado sobre el terreno con la presencia física como observadores de agentes del Servicio de Información de la Guardia Civil, en colaboración con la Lothian and Borders Police de Edimburgo

Contra este miembro de la organización etarra existía una eurorden de detención por formar parte del grupo de terroristas, que realizaba transportes de materiales y personas entre Francia y España para ETA.

Las investigaciones se iniciaron hace varios meses. La Policía británica y la Guardia Civil localizaron el domicilio alquilado por el etarra en Edimburgo, donde residía con su familia desde hacía tiempo.

Se investigan los efectos incautados y otros indicios que permitan esclarecer las actividades terroristas que pudiera desarrollar en la actualidad. No obstante, todo indica que el etarra pertenecía actualmente al “aparato de reserva” de la banda etarra (denominación que reciben los grupos integrados por huidos de la organización terrorista preparados e instruidos para integrar comandos de acción cuando lo decida la dirección terrorista).

Se había incorporado en ETA en 1996, como miembro de un grupo de “transportistas”, con la misión de facilitar el paso de la frontera entre Francia y España a personas y material para ETA. Este grupo fue desarticulado en 2001, en una operación contraterrorista de la Guardia Civil, de cuyo dispositivo consiguió huir el etarra detenido esta noche.

Entre 1996 y 2001, fecha de la desarticulación de este grupo, el etarra participó en la materialización de varios pasos de frontera para miembros “liberados” de ETA, así como en recabar información de políticos no nacionalistas, como objetivos de futuros atentados

Tras huir a Francia en 2001, se integró en las estructuras terroristas de ETA clandestinas en ese país, siendo localizadas sus huellas en diversos lugares de hallazgo de materiales de la banda terrorista. Por eso en 2008 fue condenado por el Tribunal Correccional de Paris a cinco años de prisión, acusado de pertenecer en 2004 a los aparatos de reserva y de falsificación de ETA.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.