El Parlament aprueba la concesión de un crédito extraordinario de 842 millones de euros

El Parlament ha aprobado hoy por lectura única el Proyecto de ley de concesión de un crédito extraordinario para poder atender a los gastos inaplazables con cargo a los presupuestos generales de la Comunidad Autónoma de las Illes Balears, con los votos en contra del PSOE y la abstención del PSM-Iniciativa Verds-Entesa i Més per Menorca.

El diputado Antoni Camps, ha explicado que este fondo de financiación adicional que se imputará a los presupuestos generales de la comunidad autónoma servirán para cubrir la cuenta del IbSalut por un importe de más de 320 millones de euros correspondientes a gastos de ejercicios anteriores, “unos gastos que no tienen cobertura presupuestaria”, así como para cubrir gastos de empresas públicas mediante procesos de compensación, además de cubrir presupuestariamente determinadas partidas ampliables como es el caso de las referentes a la Ley de Dependencia o indemnizaciones de sentencias judiciales derivadas de incumplimientos urbanísticos por parte del ejecutivo anterior.

Ante las declaraciones de Joan Boned, diputado Socialista en el Parlament, en las que tachaba de oscurantismo la tramitación de la concesión de este crédito extraordinario, el popular Antoni Camps, ha manifestado que “con la incorporación de la enmienda consensuada con el PSM se garantiza la transparencia de este proceso y permitirá que la Comisión de Hacienda y Presupuestos conozca y debata la aplicación de los fondos aprobados cada mes”.

El parlamentario ha explicado que la concesión de este crédito mediante Ley, “no es por gusto, sino porque la propia ley así lo exige”, y ha rebatido contra Boned, diciendo que “entiendo que aquellos que están acostumbrados a no cumplir la ley ni las sentencias judiciales, querrían que nosotros hiciéramos lo mismo”.

Camps ha recordado que la firma de este préstamo de 842 millones de euros sirvió para hacer frente a las 245.339 facturas de los 3.859 proveedores, muchas de ellas correspondientes a pequeños empresarios autónomos y correspondientes a la legislatura anterior, “unas facturas impagadas de los anteriores responsables del Govern”. En sentido Camps, ha pedido al PSOE un poco de responsabilidad para que votara a favor de esta norma, puesto que proviene de un problema que crearon ellos cuando estaban gobernando.

Según Camps, el problema actual previene de la herencia del Govern anterior como es el despilfarro, gastar más de lo que se tiene, y la despreocupación de cómo se pagaran las cosas, que ahora “tienen consecuencias directas sobre nuestra economía, y que ahora estamos debatiendo la forma más elocuente de esta forma de gestionar”.

“Hemos tenido la gran suerte de que el Estado haya puesto en marcha el mecanismo de pago a proveedores, resolviéndonos un problema que solos difícilmente lo habríamos podido resolver”, asimismo el popular, ha dicho que espera que esto les haya servido para no cometer los mismos errores, que quizás en otra ocasión no se puedan solucionar”.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.