Intratable “Purito” Rodríguez

Indestructible, imbatible y excelente. Superior. No hay nadie que pueda con él. No en esta Vuelta por el momento y mucho menos en una llegada tan exclusiva y especializada a sus características. Joaquim Rodríguez ha firmado su segunda victoria de etapa y ha vuelto a dar una magistral lección de cara a la clasificación general. El catalán del Katusha ha estrenado a lo grande el fantástico Mirador de Ézaro y ha dejado su nombre para la posteridad como el primer ganador de un final tan tremendo como bello por el paraje y el ambiente ciclista que se ha respirado en sus solo dos kilómetros de subida.

Joaquim Rodríguez ha lanzado su ataque definitivo a escasos 500 metros de la meta cuando ya marchaba en solitario junto a Alberto Contador (SAXO BANK-TINKOFF). El madrileño no ha podido más que claudicar frente a la potencia en finales tan cortos y explosivos ante la velocidad de Joaquim y ceder ocho segundos que, junto a las bonificaciones que tanto uno como otro han sumado sitúan a ‘Purito’ como líder con trece segundos de ventaja con respecto a Contador.

Joaquim Rodríguez ya había lanzado previamente su primer arreón pasada la pancarta del último kilómetro. Poco antes había asomado en cabeza Igor Anton (EUSKALTEL-EUSKADI). El ciclista vizcaíno ha intentado sorprender a los favoritos con un cambio de ritmo que abría en poco espacio de tiempo hueco. Por delante aún marchaba su compañero Mikel Astarloza.

Astarloza ha sido el último superviviente de la fuga de cuatro ciclistas que desde el kilómetro 76 marchó destacada en cabeza. Cameron Meyer (ORICA-GREENEDGE), Amaël Moinard (BMC), Kevin de Weert (OMEGA PHARMA) rodaron juntos hasta los pies del Mirador de Ézaro, cuando Astarloza lanzó su intento en solitario.

Pero pronto, cuando Igor Anton cambió el ritmo y Purito poco después le siguiera para poner a su rueda a Alberto Contador fue neutralizado. “Ha sido una etapa extremadamente dura. Ha tardado mucho en hacerse la fuga. Ha habido un momento en el que hemos pensado en dejar que se fuera, aunque fuera un grupo peligroso porque era mucho el desgaste que estábamos haciendo. Estoy muy contento porque mi equipo me ha llevado muy bien, especialmente Dani Moreno que me ha dejado a un kilómetro de la meta y ya solo tenía que remata”, desvelaba el ganador Joaquim Rodríguez.

“No creo que las bonificaciones sean decisivas para ganar la Vuelta. Aunque no es lo mismo salir de estas etapas de líder y sabiendo que puedes jugar al ataque por la ventaja que te da llevar el rojo y hay que luchar por ellas pero hay suficiente terreno a partir de ahora como para que la Vuelta se juegue por mucho más que las bonificaciones”, comentaba Purito.

La etapa se ha saldado con dos abandonos. El de Daniele Ratto en los primeros compases de la jornada y el de Xabier Zandio. El navarro del Sky se vio involucrado en una caída en la parte final de la carrera con la mala suerte de golpearse fuertemente la cara.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.