Calvo pide a Isern que Palma no sea el basurero de Europa

“Palma no merece ser el basurero de Europa y queremos que el Ayuntamiento de Palma rechace esta idea y defienda los intereses de la ciudad y de sus ciudadanos”. Así lo ha reclamado hoy la portavoz socialista en el Ayuntamiento de Palma, Aina Calvo. El tema se debatirá en el pleno municipal de septiembre gracias a una propuesta presentado por el PSIB-PSOE de rechazo a la importación de basuras de Europa.

“Cuando la alcaldesa de Alcúdia ya ha salido públicamente a decir que no quiere ni siquiera que la basura llegue al puerto de su ciudad, el alcalde Isern todavía no se ha pronunciado sobre el hecho que Palma se pueda convertir en el basurero de Europa” ha lamentado Calvo, quien ha recordado que los socialistas “hemos apoyado al equipo de gobierno en todo el relacionado con la promoción turística de Palma, pero esta iniciativa no sólo va en contra de la imagen de la ciudad, sino también de la calidad de vida de sus ciudadanos”.

Calvo, que ha presentado las iniciativas que el PSIB-PSOE llevará al pleno del Ayuntamiento de Palma del mes de septiembre, ha pedido al alcalde Isern que ayude a los ciudadanos de Palma en un inicio de curso difícil por los recortes en educación y sanidad y el aumento de impuestos. “Ante la situación de dificultad que sufren muchas familias y que se agrava con los recortes, la respuesta de su Ayuntamiento no puede ser únicamente subir los impuestos” ha expresado la portavoz del PSIB-PSOE.

“Una cosa es la necesidad de reducir el gasto y otra desmantelar el sistema de educación y sanidad públicos” ha señalado Aina Calvo.

Por este motivo, ha explicado que los socialistas presentarán medidas para aplicar bonificaciones a la revisión catastral y tomar medidas para ayudar los ciudadanos a hacer frente a los gastos que le suponen los recortes en libros de texto, ayudas de comedor, refuerzo escolar, copago de medicamentos y de prestaciones sanitarias.

“Los problemas no desaparecen porque se deje de hablar de ellos. No desaparecen para mucho repetir el mantra de la austeridad” ha remarcado Calvo, recordando que el alcalde se presenta como un gestor y no como un político, en un momento en el cual los servicios públicos de Palma lejos de mantenerse, empeoran, “como demuestra el hecho de las largas colas de ciudadanos para sacar el certificado de residente”.

“Se hace política cuando se criminaliza los funcionarios que son los que cada día dan la cara por los servicios públicos y se hace política cuando se consiente que Palma sea el basurero de Europa” ha concluido la secretaría general del Socialistas de Palma.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.