El STEI llevará al Govern a los tribunales si reduce la enseñanza del catalán en la escuela

El Sindicato STEI ha advertido al Govern de que llevará a los tribunales cualquier decreto o normativa que reduzca la actual enseñanza del catalán en las escuelas de Baleares, fijada en un mínimo de un 50 por ciento.

En un comunicado, el STEI ha acusado al Govern de querer eliminar “a golpe de decreto” la inmersión lingüística consensuada por la comunidad educativa y, en esta línea, ha recordado que en Baleares existe un Decreto de Mínimos, que regula que el 50 por ciento, como mínimo, de las enseñanzas deben hacerse en catalán.

De este modo, ha respondido al anuncio que ha hecho el conseller de Educación y Cultura, Rafael Bosch, durante una entrevista en Intereconomía en el sentido de que pretende cambiar la normativa vigente en materia de lengua en los centros educativos y aprobar un nuevo decreto de tratamiento de lenguas que podría sustituir al Decreto de Mínimos.

“Aún cuando estamos a favor del aprendizaje de una lengua extranjera, como no podía ser de otra manera, no aceptaremos ninguna normativa que vaya por debajo del 50 por ciento como mínimo de presencia del catalán en la escuela”, ha insistido el citado sindicato.

Así, ha añadido que los posibles cambios que se propongan deben garantizar que al acabar la escolarización obligatoria, el alumnado tenga una competencia lingüística y comunicativa adecuada en catalán y en castellano, ambas lenguas oficiales de Baleares.

En esta línea, ha recalcado que todos los niños y jóvenes deben tener un contacto suficiente con la lengua propia del territorio, la lengua catalana, para poder ser “competentes, lingüísticamente y comunicativamente, la deben poder entender y, si quieren, la deben poder hablar, leer y escribir”.

Además, ha recordado que en Baleares, hay un decreto que regula que el 50 por ciento, como mínimo, de las enseñanzas se deben hacer en catalán y una orden que regula el procedimiento por el cual los padres y madres pueden hacer efectivo el derecho a elegir la lengua de la primera enseñanza de sus hijos.

“Debe quedar claro que aquí no hay una Ley que implante la inmersión lingüística de los centros, sino que los colegios que hacen más del 50 por ciento de la enseñanza en catalán o hacen inmersión lingüística, lo hacen porque la comunidad educativa se ha puesto de acuerdo”, ha indicado.

Por tanto, ha recalcado que “no hay ninguna imposición de la enseñanza en catalán”, al tiempo que ha recalcado que muchos padres y madres han pedido enseñanza en catalán “y sólo un 13 por ciento ha pedido este año enseñanza en castellano”. Asimismo, ha añadido que hay estadística que demuestran que “sólo un 11 por ciento está a favor de la política lingüística del Govern y ellos, erre que erre, toman medidas contra el catalán”.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.