La Fiscalía investiga si Sacresa evadió dinero por Can Domenge

La Fiscalía investiga si la mercantil Sacresa, empresa que de forma presuntamente irregular resultó adjudicataria en el proceso de venta de los terrenos palmesanos de Can Domenge por parte del Consell de Mallorca, y para cuyo máximo accionista, Román Sanahúja, fue decretada una fianza civil de 37,1 millones de euros junto a los cuatro exaltos cargos de UM que serán juzgados por esta causa, incurrió en delitos de alzamiento de bienes y blanqueo de capitales ocultando dinero en Liechtenstein.

Así se indaga en el marco de unas pesquisas, hasta ahora secretas, centradas en averiguar si tanto Sacresa como la inmobiliaria Sanahuja Escofet cometieron estos hechos en atención a la información recientemente suministrada por las autoridades del Principado, tal y como consta en una providencia a la que ha tenido acceso Europa Press.

Una resolución mediante la cual la titular del Juzgado de Instrucción número 12 de Palma ha alzado el sigilo sumarial que pesaba sobre las investigaciones y ha remitido testimonio de lo actuado a los Juzgados de lo Mercantil de Barcelona en los que se tramita el concurso de acreedores de ambas sociedades a fin de que los administradores concursales puedan ejercitar las acciones que estimen convenientes.

En la misma providencia, la jueza ha remitido oficio a las autoridades de Liechtenstein a fin de que manifiesten si, tal y como les fue solicitado, los fondos ocultos serán puestos a disposición del Juzgado y en qué cuantía. Asimismo, se les remite las últimas diligencias efectuadas en el caso Can Domenge, como el escrito de acusación y el auto de apertura de juicio oral de la causa.

Y es que, más de cinco años después de que estallase la operación policial de la causa, se sentarán en el banquillo la exdirigente histórica de Unió Mallorquina (UM) Maria Antònia Munar, expresidenta del Parlament y del Consell de Mallorca, su ‘delfín’ político Miquel Nadal, los exconsellers insulares Miquel Àngel Flaquer y Bartomeu Vicens, Santiago Fiol, abogado asesor de Sacresa y el propio Sanahuja Sanahuja.

Con más de 7.000 folios de sumario y otros tantos de expediente administrativo relativo a la adjudicación presuntamente irregular de los terrenos de Can Domenge, el procedimiento será juzgado a lo largo del mes de junio y principios de julio de 2013. En ella, la Fiscalía Anticorrupción solicita seis años de prisión para Munar así como para Nadal, Vicens y Flaquer, a raíz de la venta irregular del solar por treinta millones de euros, la mitad de su valor en el mercado y de lo que ofrecía la empresa querellante Núñez y Navarro.

En concreto, sobre los excargos ‘uemitas’ pesan los presuntos delitos de fraude a la administración (por los que solicitan tres años de cárcel), revelación de secretos (otros tres años) y prevaricación, pese a que la acusación pública no les atribuye ningún delito de malversación de caudales públicos, ilícito que sí mantienen tanto Núñez y Navarro como el Consell, personados como acusación particular.

FIANZA CIVIL DE 37,1 MILLONES

En el marco de esta causa, la jueza fijó una fianza de responsabilidad civil de 37,1 millones de euros para Munar, Flaquer, Vicens, Nadal y Sanahúja, al tiempo que reclamó a Fiol otra caución por importe de 200.000 euros.

Cabe recordar que Núñez y Navarro, personada a través de las sociedades Josel S.L. y Anova S.A., reclama diez años de cárcel para Munar, Nadal, Vicens y Flaquer por los delitos de malversación, fraude a la administración pública, prevaricación y revelación de secretos, y un año y medio de prisión para Fiol, por los delitos de fraude y revelación de secretos, así como para Sanahuja, a quien imputa los delitos de malversación, fraude y uso de información reservada.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.