Los trabajadores públicos dicen que muchos son “mileuristas” y no pueden aguantar más

El secretario del sector de administración autonómica de UGT, Jordi Crehuet, ha manifestado este viernes, durante la concentración de empleados públicos celebrada a las puertas de Cort, que aunque se califique a los funcionarios como privilegiados, y a pesar de que lo son en relación a otros colectivos más vulnerables como los parados, en realidad muchos de ellos son “mileuristas” y “no pueden aguantar más”.

Los trabajadores públicos se han concentrado a las 12.00 horas frente al Ayuntamiento de Palma para pasar de la “resignación y la indignación” a la “rebelión y la acción”, ya que según ha lamentado Crehuet, ellos son los que “realmente” están pagando los problemas que tiene la banca a nivel estatal, por lo que ha apuntado que ya están “un poco hartos”, porque no son los que han creado esta crisis.

El secretario de UGT ha manifestado que los empelados públicos cumplen un trabajo por el que tienen un salario y es “de vergüenza” que los Gobiernos central y autonómico recurran a sus nóminas para corregir la situación, en lugar de demandar “a los sectores que deberían”.

“Los verdaderos culpables son los políticos”, ha afirmado el secretario general del CSIF, Mateu García, que ha señalado que el déficit público es “lo que se ha gastado la comunidad autónoma y no tenía”, un hecho del que ha responsabilizado los políticos.

García ha apuntado que “lo bueno” de ser funcionario, era que tenías trabajo fijo, pero el Govern balear se “ha cepillado” 2.500 personas entre trabajadores de empresas públicas, docentes, sanitarios y servicios generales, ha reprobado.

Por su parte, el representante de USO, Pep Ucendo, ha considerado que los recortes en el sector público son un “ataque directo” a la población y ha argumentado que los países del norte, “que no tienen crisis”, son los que tienen un mayor porcentaje de trabajadores públicos.

Ucendo ha dicho que los que están implicados en escándolos son los políticos, “no los funcionarios”, y ha insistido en que las gestiones políticas y bancarias son las que han creado la crisis económica, “que está pagando la sociedad en general”, ha concluido.

Tras esta huelga parcial, organizada por los sindicatos CCOO, CSI-F, UGT, STEI-i y USO para los alrededor de 6.000 empleados públicos de los Servicios Generales de la Administración de Baleares, estos trabajadores tenían previsto, este mismo viernes, entregar un manifiesto en la sede de la Vicepresidencia Económica del Govern.

La jornada de protestas incluía además llegar al Consolat de Mar alrededor de las 13.15 horas para protestar en contra de las medidas adoptadas por la Administración que suponen una “pérdida de derechos económicos, sociales y laborales” de este colectivo.

Por estos mismos motivos, han organizado un ‘dinar negre’ dentro de la campaña negra de Navidad en contra de los recortes que se están llevando a cabo desde el Gobierno central, en la Comunidad Autónoma y a nivel municipal.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.