El PSIB achaca a la reforma laboral la destrucción de 10.000 puestos de trabajo en Baleares

La reforma laboral que aprobó hace un año el Gobierno del PP, ha resultado profundamente injusta y negativa para los ciudadanos de las Islas Baleares. En este año “no se ha creado empleo, más bien al contrario, ha continuado la destrucción de empleo, con una media de 10.000 puestos de trabajo menos que hace un año”, ha explicado la diputada socialista Joana Barceló.

“Se ha reducido el coste de los despidos, pero no se han creado puestos de trabajo alternativos, lo que ha supuesto una revitalización de los despidos de personas con contratos indefinidos”, explicó Barceló. De hecho, en 2012, las personas con contrato indefinido se han reducido en 5.979 personas, una cifra incluso superior a la destrucción de puestos de trabajo con contrato temporal, que se han reducido en 3.428 personas.

La reforma laboral ha facilitado la transformación de contratos de jornada completa en jornada parcial: Los contratos de trabajo a jornada completa (fijos o temporales) se han reducido en Baleares en el último trimestre de 2012 en 11.974, y los puestos de trabajo a tiempo parcial (fijos o temporales) se han incrementado en 1.662. También ha propiciado el cambio de los contratos indefinidos en fijos-discontinuos (más de 1.025 trabajadores en 2012), con un incremento claro de la eventualidad y la precariedad laboral.

Los cambios de contratos dificultan aún más el acceso de los ciudadanos a los subsidios y prestaciones, ya que no llegan a acumular el tiempo necesario de cotización. Por ello, los recursos del Estado en concepto de prestaciones y subsidios ha bajado el mes de diciembre en 2,9 millones de euros en Baleares, lo que implica 4.917 beneficiarios menos que un año antes, una bajada que no pasa en el resto del Estado, donde aumentan los beneficiarios y prestaciones.

La reforma laboral ha contribuido también a la rebaja de los costes salariales en las islas, en un 2,9% por hora efectiva trabajada, mientras en el estado el costo se ha incrementado en un 0,6%. “Esto, combinado con los efectos de la inflación y la subida de impuestos, lleva al empobrecimiento constante de los ciudadanos de las Islas “, explicó Barceló.

El drama del paro de larga duración y el desempleo juvenil

La diputada socialista ha señalado que “es un verdadero drama” la situación que viven los colectivos de parados de larga duración y los jóvenes de las Islas Baleares. En la actualidad hay ya 61.700 personas paradas de larga duración, 11.600 más que el año pasado (EPA) y el paro juvenil ha alcanzado el 57% del total de jóvenes, una cifra histórica en nuestra comunidad autónoma.

Barceló ha recordado que la ligera bajada del paro en Baleares en los últimos meses no ha frenado la destrucción de empleo y se debe únicamente a la salida de trabajadores extranjeros.

“En estos momentos, son necesarias medidas que vayan mucho más allá” de lo que hasta ahora ha estado haciendo el Gobierno, opinó Barceló. Ha denunciado la diputada que el presupuesto del SOIB ha bajado un 50% desde 2010, y los planes que prometió el Ejecutivo aún están por llegar.

Joana Barceló ha vuelto a pedir “propuestas extraordinarias” para hacer frente a esta situación tan dura, en que mucha gente “ya no tiene nada”. Recordó que en Baleares hay ya 59.000 personas que han agotado todas las prestaciones.

En este sentido, lamentó los cambios y las restricciones que quiere introducir el PP en el Plan Prepara (la ayuda de los 400 euros para personas que han agotado las prestaciones), que limitan, de facto, el acceso de los colectivos más vulnerables a la ayuda. Según los cálculos que ha explicado en rueda de prensa, en Baleares sólo se podrían beneficiar unas 1.500 personas de este nuevo Plan Prepara que hoy se debate en Madrid, mientras tenemos 59.000 personas que no tienen nada.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.