Cambio de planes en el PSIB: Primarias abiertas antes de Pascua

La dirección socialista adelantará las primarias a finales de marzo o principios de abril para evitar que se prolongue nueve meses la hemorragia por el debate interno. Armegol quiere dejar un año de manos libres al candidato resultante a la Presidencia del Govern que se enfrentará a Bauzá. Calvo tendrá cinco meses menos para buscar ciudadanos adeptos, pero hay acuerdo: ella cree que el nuevo calendario puede favorecer la movilización a su favor.

Ahora que el Atleti está líder aprovecho para hacer un paralelismo con el fútbol. Algunos podrían pensar que en el partido de las primarias socialistas Aina Calvo marcó el primer gol al comenzar la campaña en noviembre y por tanto llevar ya tres meses reuniéndose con gente para potenciar sus opciones. Esos mismos pensarán que Armengol empató al conseguir que las primarias abiertas (que el aparato debía hacer por imagen) fueran antes de las nacionales y Calvo no pudiera subirse a la ‘ola renovadora’ de Chacón (hasta noviembre la dirección estará en manos de Rubalcaba, afín a Armengol). Los mismos teóricos de esta visión observarán que el gol, quizá decisivo, lo marcará la inquera en unos días cuando se anuncie que Ferraz autoriza las primarias antes de Pascua, sin apenas tiempo de reacción de Calvo, que pierde así cinco meses para seguir ganando (o perdiendo, según se mire) ciudadanos adeptos que se apunten al censo de votantes simpatizantes. Algunos podrán incluso pensar que la ex edil palmesana se queda también sin esa imagen renovadora ante los dos mil militantes del partido que le aportaría un tándem con la Chacón candidata (ahora comparecerá a las primarias como ‘verso suelto’, porque la catalana no prevé presentar su alternativa nacional hasta después de las elecciones europeas de mayo).

Pero no parece que esté tan claro que esto sea así, entre otras cosas porque la propia candidata Aina Calvo no ha mostrado su rechazo a este calendario en el Consell Polític del partido en Mallorca y no lo hará tampoco cuando la propuesta llegue a los órganos regionales. ¿Por qué ese silencio (que tanto molesta a algunos cargos del partido)? Porque la ex alcaldesa de Palma preveía que podía haber adelanto y, en clave personal, opina que esta confirmación acalla las críticas de quienes la acusaron de precipitarse al proclamarse candidata en noviembre. Porque, en lo que afecta al partido, piensa (como Armengol) que viene bien que esa batalla interna se libre cuanto antes para dejar al líder saliente un año entero para enfrentarse a Bauzá con toda legitimidad. Y porque, en términos de candidatura, esto le quita tiempo para ganar apoyos, pero a su vez le permite que aquellos que le prometan el voto se movilicen inmediatamente y no tengan un periodo de meses valle en los que se les puede pasar el fervor proCalvo. “No habrá que recordar a nadie en septiembre que tiene que ir a votar lo que prometió en febrero”, dicen desde su candidatura. A nadie se le escapa un cuarto factor que le favorece: la cercanía de la votación reduce las posibilidades de que haya un tercer candidato (un Joan Mesquida, por ejemplo) que le quitaría la ventaja de aglutinar a todos los descontentos con el oficialismo de Armengol.

La dirección socialista afirma que la decisión de Francina Armengol será la de apoyar el adelanto de las primarias porque “se lo han pedido las mayoría de agrupaciones y municipios; no quieren que las regionales abiertas coincidan con las locales cerradas en septiembre”. Todo indica que Armengol empieza a ver que el partido se resiente en estos albores de un debate largo sobre quién será su número uno al Consolat y, por eso, quiere zanjar el tema cuanto antes. Así las cosas, si la dirección regional pide a Ferraz el adelanto y la dirección nacional lo acepta (todo esto pueden darlo como seguro), las primarias para elegir candidato a la Presidencia del Govern serán a finales de marzo o principios de abril (lo más factible), abiertas a la ciudadanía que podrá inscribirse en un censo de votantes simpatizantes durante unas tres semanas antes de la cita.

Los socialistas afines a la dirección regional dicen que Calvo no se puede quejar del cambio de opinión de una dirección que hace bien poco pedía a sus bases que se olvidara de las primarias hasta después de las elecciones europeas. Sostienen que ella lleva desde noviembre en campaña, con lo que ha tenido más tiempo que cualquier candidato (incluida Armengol) para preparar las primarias, aún siendo en abril. Afirman además que no se puede estar nueve meses de debate hasta septiembre con una portavoz en Palma que “no pasa por Cort” porque dedica sus días a reunirse con gente para lograr que se apunten al censo de simpatizantes. Otro argumento es que Aina Calvo no ha planteado objeciones a este calendario u otros asuntos de las primarias en las reuniones internas donde se ha tratado. “Quien calla, otorga. No habla en los órganos de dirección. La gente está cabreada con su actitud. Parece que solo le importa que sus simpatizantes en Palma se apunten para votar. Es como si le importaran un bledo los dos mil militantes que han sostenido al partido en la travesía en el desierto”.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.