El PSIB reclama una comisión de investigación en Emaya por posibles casos de corrupción

El Grupo Municipal del PSIB-PSOE en Palma ha presentado una moción al pleno del Ayuntamiento para constituir una comisión de investigación para saber lo que ha sucedido a los talleres de la empresa Emaya, a raíz de las denuncias de dos trabajadores y que apuntan hacia una posible corrupción. Así lo ha defendido hoy el regidor socialista Andreu Alcover en la comisión municipal de Hacienda, donde el PP ha votado en contra de la propuesta en ausencia del regidor que ejerce la presidencia de la empresa, Andreu Garau.

Los socialistas han pedido que se investiguen los hechos denunciados por dos trabajadores despedidos que han anunciado que presentarán ante la fiscalía documentación que presuntamente demuestra el abono de facturas por trabajos no realizados. Las denuncias apuntan también la manipulación de concursos y facturas. Se trata de dos personas que ejercían sus funciones como jefes de talleres y que fueron contratados hace un año, tiempo en el cual han conseguido ahorrar a la empresa más de 700.000 euros en suministros.

Andreu Alcover ha manifestado que “las acusaciones son bastante graves como para abrir una investigación” y recuerda otros casos que afectan el equipo de Isern y que ya están siendo investigados, como la manipulación de oposiciones a la policía local.

Durante la comisión, el PP ha rechazado también la propuesta del PSIB-PSOE instando al equipo de gobierno a consensuar el ordenanza de limpieza con los diferentes grupos políticos del Ayuntamiento de Palma y con el tejido asociativo.

Por último, Alcover ha lamentado el seguido de situaciones conflictivas que se están produciendo en Emaya durante esta legislatura.

Garau exige que cualquier indicio o sospecha de corrupción en EMAYA “sea notificada de inmediato” a la Fiscalía

El presidente de la empresa municipal anuncia que “el rigor y la contundencia con que actuaremos frente a la corrupción será el mismo con que actuaremos frente a la difamación y la calumnia”

El presidente de la Empresa Municipal de Aguas y Alcantarillado (EMAYA), Andreu Garau, ha exigido esta mañana que “ante cualquier
indicio o sospecha de corrupción” en la compañía “ésta sea notificada de inmediato a la Dirección de EMAYA o, directamente, sea puesta en conocimiento de la Fiscalía Anticorrupción de Baleares en lugar de ser utilizada como fuente de debate político”.

Garau ha añadido que “así lo he hecho yo personalmente durante la presente legislatura, cuando he tenido algún indicio de posible conducta irregular en la gestión”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.