Tres meses sin Malén Ortiz

Fue tal día como hoy de hace tres meses. Aquella tarde de lunes, Malén Ortiz cogía el autobús escolar, y se bajaba en la rotonda de piratas, en Magaluf. Quería ir con su monopatín verde fosforescente hasta Son Ferrer, donde le esperaría su novio para comer juntos. Avisó en la oficina de su padre, en lo que sería su última llamada. Nunca llegaría a casa de Dani. Y, nunca más hasta la fecha volvería a dar señal de vida.

Este domingo, cerca de 200 personas han realizado ese mismo recorrido que pretendía hacer Malén Zoe hasta que desapareció, no sabemos aún si por voluntad propia o de manera forzada.

Su padre, Alejandro Ortiz, tiene claro que, sea como fuere, no ha llegado todavía el momento en que arroje la toalla. Sí ha dejado ya de buscar en Calvià, donde tanto la Gurdia Civil como Policía Local y Protección Civil han rastreado diversas áreas en repetidas ocasiones. Pero pretende mantener viva la llama de la esperanza, y también el recuerdo de su hija. Por eso ha convocado la manifestación de este domingo, a la que ha acudido un nutrido grupo de regidores, tanto del Partido Popular como de los Socialistas de Calvià.

La Guardia Civil asegura que mantiene abierto el caso, y de hecho el padre de Malén se sigue encomendando a la investigación para dar con la menor, de tan solo quince años. Sin embargo, nada ha trascendido hasta el momento respecto al posible paradero de la chica.

En la marcha de este domingo se han podido ver también amigos de Malén, así como maestros del Instituto de Educación Secundaria en el que la chica cursa sus estudios. Aunque el tiempo parece correr en contra de un final feliz, desde el entorno de la Malén Zoe no la olvida, y se hecho se recogen también firmas para suplicar que la búsqueda se mantenga abierta.

 

 

 

 

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.