31 detenidos en Palma por delitos de falsedad documental, y delito contra la Seguridad Social

Imagen de Archivo

Agentes de Policía Nacional de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras, U.C.R.I.F, Grupo 1º en colaboración con la Oficina Única de Extranjería y la Unidad Especializada de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, han procedido al desmantelamiento y desarticulación de una red organizada dedicada a la realización de contratos falsos de trabajo para recibir prestaciones fraudulentas del Ministerio de Trabajo, consecución de permisos de residencia por arraigo o renovación de estos permisos.

La investigación se inicio cuando por parte de funcionarios de la Oficina Única de Extranjería, se detecto que se habían presentado numerosas solicitudes de residencia en las figuraban como empleados del hogar varones hindús y como empleadores, trabajadores de una empresa de residuos.

Por parte de los policías se realizaron diversas gestiones, y se pudo constatar que ninguno de ellos realizaba función alguna de empleados del hogar.

El organizador de la trama, un hindú trabajador de una subcontrata de la empresa de residuos, ofrecía, bien directamente o bien a través de sus colaboradores españoles trabajadores también de la empresa de residuos, la posibilidad de simular una relación laboral mediante un contrato de trabajo falso, a cambio de una compensación económica de unos 1.000 euros por contrato.

Por otra parte el cerebro de la trama a través del gerente de un conocido restaurante Kebab de Palma, el cual ofrecía a sus clientes la posibilidad de obtener o renovar su permiso de residencia en España a través de un contrato de trabajo (requisito necesario este ultimo para poder regularizarse), cobraba por el falso contrato la cantidad de entre 6.000 y 8.000 euros.

Mediante este procedimiento se regularizaron mas de 30 hindús, procediendo tras la operación policial a la detención de 31 personas entre falsos empleados y empleadores, por los delitos de Falsedad Documental y delito Contra la Seguridad Social.

Durante la investigación se procedió a realizar una Inspección en el restaurante donde se ofrecían los contratos falsos, así como un registro en el domicilio del cabecilla de la trama, localizando numerosos contratos de trabajo ficticios, un carnet de conducir falso, así como justificantes de remisión de importantes cuantiás de divisas a La India, calculando que el lucro obtenido por el cabecilla podría ascender a 180.000 €.

En la ultima fase de la operación se ha procedido a inspeccionar dos conocidas gestorías de Palma e imputar a dos responsables de las mismas (uno de ellos un conocido abogado de Palma), los cuales a sabiendas de la ilicitud de los contratos de trabajo, tramitaron toda la documentación necesaria para el alta en la Seguridad Social.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.