El PSIB acusa a Isern de defender un modelo policial bajo sospecha

El grupo municipal del PSIB-PSOE en Palma ha denunciado el silencio del alcalde Isern y del regidor de Seguridad Ciudadana, Guillermo Navarro, en el pleno extraordinario celebrado hoy a raíz del vergonzoso caso de la manipulación de las oposiciones a la Policía Local. Según los socialistas, el alcalde se ha aliado con José María Rodríguez, que representa el pasado más oscuro de la ciudad para defender su gestión al frente de la Policía Local, investigada para favorecer presuntamente a militantes y simpatizantes del PP. “El peor Isern, la peor política: Rodríguez vuelve al pleno de Palma” resume la portavoz del PSIB-PSOE en Cort, Aina Calvo.

El alcalde Isern se ha aliado hoy con el presidente del PP de Palma, José María Rodríguez, para defender su modelo policial y esconderse del escándalo de la manipulación de oposiciones a la Policía Local. El regidor de Turismo, Alvaro Gijón, la mano derecha de Rodríguez ha sido el encargado de defender hoy al gobierno municipal de la petición del PSIB-PSOE de reprobación del alcalde y destitución del regidor de Seguridad Ciudadana. Lo ha hecho bajo la atenta mirada de Rodríguez que había movilizado a los militantes del PP para tapar la vergonzosa gestión política de la crisis abierta en la Policía Local de Palma raíz del caso de la manipulación de unas oposiciones, que puso al descubierto una trama desde la cúpula policial y política nombrada por el alcalde Isern para favorecer presuntamente a militantes y simpatizantes de su partido.

“Hoy ha quedado patente que Isern y Rodríguez representan un mismo modelo que nada tiene que ver con la nueva manera de hacer política que predica el alcalde” ha denunciado la portavoz del PSIB-PSOE en el Ayuntamiento de Palma, Aina Calvo.

El PP ha rechazado la propuesta socialista que pretendía reprobar la gestión del alcalde como máximo responsable de la Policía Local y que le instaba a destituir de su responsabilidad como regidor de Seguridad Ciudadana, Guillermo Navarro, ante su incapacidad para gestionar la crisis abierta por el estallido del caso de las oposiciones.

Así mismo, el grupo popular ha votado en contra de una propuesta para convocar la junta de mandos para consensuar el nombre del sustituto del actual intendente, una vez sea efectiva su jubilación y dada la extraordinaria situación que atraviesa el cuerpo de la Policía Local de Palma.

La sustitución del actual intendente, Nicolás Herrero, por jubilación es una de los hitos inminentes del gobierno del PP, en un momento en el que la Policía Local está atravesando una situación extraordinaria desencadenada por el caso de la manipulación de oposiciones que provocó la dimisión del intendente Antonio Vera y del director general, Enrique Calvo. Desde entonces, los hechos se han sucedido y el trabajo de control de la oposición en cada pleno ha evidenciado el descontrol existente en la gestión policial por parte de los responsables políticos, y ha destapado algunas contradicciones y mentiras del regidor de Seguridad Ciudadana.

“La pasividad del acalde en relación a este asunto permite que la situación se agrave cada día y afecte al normal funcionamiento de la Policía y a la imagen del cuerpo, lo cual no se merecen los centenares de buenos profesionales que forman parte” ha defendido el regidor socialista Antonio Donaire.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.