El Fiscal decidirá la próxima semana sobre la denuncia contra la consellera de Educación

El Fiscal Superior de Baleares, Bartomeu Barceló, ha señalado que la próxima semana tomará una decisión en torno a la denuncia interpuesta por la asociación Docents per la Democràcia contra la consellera de Educación, Cultura y Universidades, Joana Maria Camps, a quien acusa de un delito de malversación de caudales públicos por presuntamente haber pasado 134 días en Menorca, su isla natal, cargando los gastos de traslado en 32 ocasiones al erario público y “en sólo ocho meses”.

“La denuncia está sobre la mesa”, ha manifestado el representante del Ministerio Público en declaraciones a los medios tras el acto de celebración del 25 aniversario de la creación del Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB).

En concreto, la denuncia, a la que tuvo acceso Europa Press, fue presentada la semana pasada por el presidente de la anterior entidad, Guillem Barceló, quien apunta en su escrito que el hecho de que la denunciada ejerciese de 1990 a 2011 como abogada en su despacho de Ciutadella “refuerza la posibilidad de que se estén desviando fondos públicos hacia intereses personales sin la necesaria concurrencia del interés general como justificación del gasto que deben soportar los presupuestos de la Administración”.

Los hechos fueron inicialmente hechos públicos en un artículo de prensa del pasado 29 de abril, lo que ha llevado al responsable de Docents per la Democràcia a denunciar a la consellera quien, recalca, “ya estaría recibiendo un suplemento de 22.000 euros para hacer frente a los gastos adicionales derivados de su empadronamiento en Menorca”.

Por tanto, subraya cómo el hecho de “usar recursos públicos para procurarse pasar ’17 fines de semana íntegros’ en su isla natal presenta indicios de poder ser constitutivo de un desvío de fondos públicos”. Entre los ejemplos expuestos en la denuncia, añade, “concurren indicios de que se pueda haber usado la coartada de un acto organizado por la Casa de Andalucía de Menorca para que la consellera viajase del 17 al 21 de mayo de 2013 a Menorca cargando los costes del transporte a los presupuestos públicos”.

Tal y como recalca Guillem Barceló, el pasado 5 de febrero la diputada del grupo MÉS Fina Santiago registró en el Parlament una solicitud de información con el literal ‘Fotocopia de todas las facturas de viajes realizados por la consellera de Educación y Cultura desde su nombramiento hasta el 31 de diciembre de 2013’.

Una petición a la que respondió Camps mediante una contestación en la que, según la denuncia, “lo primero que llama la atención es el esfuerzo que hace la consellera con tal de justificar los viajes entre islas cuando no consta ninguna interpelación al respecto y que viene a reforzar la cita ‘excusatio non petita, accusatio manifesta'”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.