Aumentan en un 16,6% las personas que reciben alguna prestación de dependencia en Baleares

La consejera de Familia y Servicios Sociales, Sandra Fernández, ha informado hoy sobre los principales datos de dependencia de los primeros seis meses de 2014, que reflejan que, siguiendo la tendencia de los últimos semestres, se ha alcanzado un nuevo récord en el número de beneficiarios del sistema hasta el momento: un total de 11.527 personas obtienen algún tipo de prestación de dependencia. Eso supone que el 80% de las personas que están en el sistema y tienen derecho a prestación, la reciben, cifra porcentual más alta alcanzada también hasta el momento.

Además, esta cifra, en fecha de 30 de junio, implica un incremento del 16,6% (+1.641 personas) respecto de la misma fecha de 2013. Y si se compara con julio de 2011, cuando los beneficiarios eran 9.407, la subida es del 22,54%.

El incremento anual en el número de beneficiarios se muestra en las cuatro islas, ya que en Mallorca es del 14,9%, con 9.144 beneficiarios; en Menorca son 1.265 los beneficiarios, lo que supone un 22,6% más; en Eivissa, 1.041 (+25,9%, la subida porcentual por islas más importante), y 77 en Formentera (+13,2%).

Con respecto a las personas pendientes de recibir la prestación, se registra el dato más bajo desde que el sistema se ha estabilizado (final 2010), con ya menos de 3.000 personas: 2.957.
Esta cifra supone una bajada del 45,5%, y si se compara con julio de 2011, la disminución es del 59%. También, esta situación se da en las 4 islas, de manera que el descenso de la lista de espera es: en Mallorca, un 49,8% menos; en Menorca, un 31,51% menos; en Eivissa las pendientes de prestación bajan un 35,8%, y en Formentera, un 48,5%.

Eso hace que, en términos porcentuales, las personas pendientes de recibir prestación alcancen los niveles más bajos desde la implantación de la Ley, con un 20,4%, porcentaje que a 30 de junio de 2013, era del 35,4%, y en julio de 2011 del 43,45%.

Con respecto al tipo de prestación, a 30 de junio de 2014, el 70% son prestaciones económicas para cuidados en el entorno familiar, el 18% son de atención residencial, el 8% para estancias en centros de día, el 3% corresponden a prestaciones económicas vinculadas al servicio y el 1% restante al nuevo servicio de atención domiciliaria de alta intensidad, que ha permitido este año ampliar la cartera de dependencia. La voluntad de la Consejería es invertir estos porcentajes de manera que de cada vez se utilicen más otros recursos de la cartera de servicios de dependencia alternativos a la prestación económica para cuidados en el entorno familiar, que es el objetivo reflejado, además, en la Ley de Dependencia, y lo que están intentando lograr todas las comunidades autónomas.

Con este objetivo, aparte del mencionado Servicio de Atención a domicilio (SAD) de Alta Intensidad, el Govern sigue ampliando la cartera de dependencia con el programa para la promoción de la autonomía personal PROPER.

No obstante, cabe recordar que el año 2014 está previsto dedicar 41.021.289,92 euros en prestaciones económicas para cuidados en el entorno familiar, la misma cantidad que en 2013, año en que se alcanzó un récord presupuestario por esta partida. Eso supone casi 9 millones más que en 2011.

En último lugar, el dato que hace referencia al crecimiento neto de beneficiarios de dependencia a 30 de junio de 2014, con respecto a la misma fecha de 2013, es de 1.641 personas, que en valores porcentuales es un 16,6%. Éste es el resultado de las 2.660 altas introducidas en el sistema, mientras que se han contabilizado 1.019 bajas.

Fernández ha comentado que se está consolidando una tendencia positiva, puesto que disminuye el número de personas que están pendientes de recibir prestación de dependencia y se incrementa el número de beneficiarios que la reciben. También, ha recordado que se están poniendo en marcha nuevos servicios e intentando adecuar la normativa actual a la Ley de Dependencia con el fin de agilizar el sistema. La consejera, que ha estado acompañada por el director general de Servicios Sociales, Rafael Romero, y el gerente de la Fundación de Atención a la Dependencia, Javier Ureña, ha añadido que “a pesar de esta tendencia positiva, el Gobierno no estará satisfecho y continuará trabajando mientras haya una sola persona pendiente de recibir prestación de dependencia”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.