El Govern afirma que la aplicación del TIL continuará adelante

Mientras en las afueras del Consolat de Mar sonaban los pitos y los gritos de algunos docentes, Nuria Riera, repetía sin cesar que las sentencias no ponían en duda la ideoniedad del trilinguismo, que sólo debían cambiarse las formas y no aclaraba a los padres y profesores de los que tanto repetidamente se ha “preocupado” que iba a pasar mañana en las aulas de Baleares.

El Govern ha anunciado que interpondrá un recurso de reposición contra los autos con los que este miércoles el Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) ha acordado suspender de forma cautelar la aplicación del Decreto para el Tratamiento Integrado de Lenguas (TIL), al aseverar el Ejecutivo que el trilingüismo “necesita un tiempo pero también una oportunidad”.

En rueda de prensa, la portavoz del gabinete autonómico, Núria Riera, ha aseverado que los motivos por los que impugnarán “son puramente formales”, y ha apelado a la “responsabilidad” de la ciudadanía de cara a evitar “perjuicios para las familias y sus hijos en este curso que ya ha empezado y que ya han planificado”.

“Entre todos hemos de hacer lo posible para que el interés general, que es la mejora de la educación de los niños, sea positivo”, ha recalcado Riera, quien ha subrayado la importancia de “colocar nuestro país en una Europa 2020”, para lo cual “hay que dar oportunidad a nuevos modelos”.

Preguntada sobre qué hará el Govern si el TSJIB rechaza este recurso, la portavoz se ha limitado a afirmar, en varias ocasiones, que “no haremos valoraciones de lo que haremos”. “El Govern usa los instrumentos que tiene a disposición, hay que dejar al tribunal que se pronuncie”, ha espetado.

Riera ha transmitido “tranquilidad” al aseverar que la aplicación del TIL “continuará adelante”. “El Govern actúa en base a compromisos electorales, como en el caso del TIL, y haremos lo que sea mejor para los niños”, ha incidido la portavoz, quien ha abogado por ayudar a facilitar el mejor conocimiento de las lenguas catalana y castellana y de una tercera. Es una responsabilidad hacia nuestros niños, que son nuestro futuro”, ha reiterado.

Finalmente, preguntada sobre por qué no ha comparecido en su lugar la consellera de Educación, Cultura y Universidades, Joana Maria Camps, ha defendido que “se trata de un proyecto de gobierno en el que estamos todos implicados”.

El TSJIB ha suspendido en concreto la orden aprobada el pasado 9 de mayo por la Conselleria de Educación, cuyo objetivo era desarrollar y fijar el calendario de implantación de la anterior normativa.

Se trata de una decisión que se ha producido después de que la máxima instancia judicial de Baleares haya declarado nulo el Decreto, al justificar que, “sin duda”, la efectividad de la decisión de revocar el TIL “quedaría comprometida si entretanto se permite la pervivencia y desarrollo del calendario de aplicación de unos proyectos de tratamiento integrado de lenguas fundamentados en un Decreto declarado nulo”.

EL CONTENIDO DE LAS SENTENCIAS QUE ANULAN EL TIL

Mientras tanto, en las sentencias con las que ha declarado nulo el Decreto del TIL en los centros docentes no universitarios, aprobado en abril de 2013 por el Consell de Govern, la Sala alega entre sus argumentos que, con la implantación del trilingüismo, esta norma “altera” el proceso de normalización de la lengua catalana, a la que deja como “un resto significativamente menor”.

Y es que uno de los puntos del TIL que mayor polémica ha suscitado en el sector educativo es el que establece que, como objetivo fundamental, se consiga que todos los alumnos alcancen, al finalizar el periodo de escolarización obligatoria, la competencia lingüística en las lenguas oficiales y al menos en una extranjera, preferentemente la inglesa.

En este contexto, la Sala recalca cómo la Ley Balear 3/1986, de Normalización Lingüística, proclama entre sus objetivos el de asegurar el conocimiento y el uso progresivo del catalán como lengua vehicular en el ámbito de la enseñanza.

Es más, la norma propugna que en todos los niveles, grados y modalidades de la enseñanza no universitaria deben enseñarse obligatoriamente la lengua y la literatura catalanas, y ello debe ser llevado a cabo de modo que los alumnos “puedan usar normal y correctamente las lenguas catalana y castellana al finalizar el periodo de escolaridad obligatoria”.

Tanto es así que, remarca, sería “contrario a los intereses generales” implantar, por medio de la orden del 9 de mayo, de un calendario “al amparo de un Decreto que hemos declarado nulo”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.