Las Clínicas de Animales de Balears denuncian “una actuación de maltrato a una gata aparecida en un programa de TVE”

La Associació Empresarial de Clíniques i Veterinaris d’Animals de Companyia de Balears (EMVETIB) ha denunciado la actuación aparecida en el programa de TVE Comando Actualidad donde se maltrata a una gata durante una esterilización.

EMVETIB, junto con todas las asociaciones empresariales de clínicas veterinarias de toda España y a través de CEVE (Confederación Empresarial Veterinaria Española) ha decido tomar todas las medidas legales que están a su alcance para denunciar esta actuación que incumple de largo el código deontológico, el reglamento de ejercicio en las clínicas veterinaria, la ley de protección animal, la ley del medicamento, ley de residuos y un sinfín de normativas.

EMVETIB confía que los colegios y las autoridades competentes tomen medidas firmes “ante tal actuación esperpéntica, porque esto no es la profesión veterinaria, ni una actuación clínica” y espera que “TVE se haga eco tanto de nuestras denuncias como también de cómo debe hacerse la anestesia, la analgesia, la asepsia, el control post anestésico y post quirúrgico. Se ha puesto en serio riesgo la integridad y la vida de la pobre gata que ha pasado por una cirugía mayor prácticamente en la calle, teniendo en cuenta que para la esterilización de una hembra hay que abrir el abdomen y esto supone un dolor fuerte y un riesgo muy alto de infección. Lo que se ha practicado no se puede llamar anestesia sino inmovilización química”.

Las clínicas veterinarias apuntan que “esto es una llamada de atención a la población”, pues los usuarios deberían exigir en cada acto quirúrgico, conocer no sólo el procedimiento exacto que se seguirá con su mascota, sino también con qué instalaciones cuenta el centro veterinario al que han acudido, ya que la normativa vigente obliga a que este tipo de intervenciones, aunque sean comunes, deben realizarse en clínicas u hospitales debidamente equipados con quirófanos independientes, máquinas de anestesia con gas y aparatos de reanimación y no en consultorios ni en instalaciones improvisadas.

De hecho muchas de las complicaciones que vemos llegar a las clínicas como hemorragias internas, septicemias, heridas abiertas y animales agresivos ocurren después de actos quirúrgicos efectuados en condiciones inadecuadas.

“Consideramos que la imagen social que se proyectó de la profesión veterinaria en dicho programa ha sido más que maltratada y humillada, promoviendo una medicina de baja calidad y una mala praxis que ensucia la imagen de toda una profesión sanitaria que es garante tanto de la salud animal, como de la salud pública. Tal actuación ensucia gravemente la imagen y el trabajo de muchos profesionales que durante las últimas décadas han luchado diariamente por su profesionalidad, formándose y adaptándose continuamente a las nuevas tecnologías, empleando materiales fiables y contrastados y ofreciendo en definitiva una servicio de alta calidad que es el que nuestra sociedad exige y nuestros pacientes se merecen.”

Del mismo modo opina que “también es una llamada de atención a las autoridades sanitarias y al Col·legi Oficial de Veterinaris de les Illes Balears COVIB, hasta ahora impasibles para que de una vez por todas hagan caso a todas las denuncias que estamos presentando sobre este tipo de intervenciones quirúrgicas hechas por ambulantes en casas particulares, o en furgonetas que se denominan ostentosamente y de forma fraudulenta ‘unidades móviles’, las cuales EMVETIB ya tienen resoluciones favorables del Govern Balears a sus tesis sin que el COVIB no haga nada al respecto y que no son otra cosa que maltrato animal, vulneran toda legalidad que regula esta actividad y son un peligro para la salud pública”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.