Verger: “El Ayuntamiento debe exigir la paralización de la ampliación del puerto de El Molinar”

MÉS per Palma ha tenido hoy acceso al informe municipal sobre el proyecto de ampliación del puerto de El Molinar que tramita la APB. Antoni Verger critica las conclusiones, ambiguas, a juicio del portavoz de MÉS per Palma. “Todo el mundo se ha manifestado en contra de la brutal ampliación del puerto de El Molinar, colegios de ingenieros, arquitectos, cofradía de pescadores, GOB, ARCA, un 86% de vecinos del barrio, etc. Los motivos de interés general para negar la ampliación del puerto son muy evidentes. No puede ser que el Ayuntamiento de Palma aún navegue dentro la ambigüedad. Exigimos claridad y contundencia de Valls e Isern. Deben hacer valer el interés de la ciudad y los vecinos e impedir esta aberración que está tramitando la APB”, afirma Verger.

A pesar de la ambigüedad incomprensible de las conclusiones, Verger valora positivamente algunas de las argumentaciones técnicas que han quedado plasmadas en el informe. “Se asume claramente que el Molinar, tal como ya ha dicho el Colegio de ingenieros, no es un buen lugar para ubicar un puerto deportivo. Los espigones deberían ser superiores a los 2 metros de altura para garantizar una mínima seguridad de las embarcaciones y esto supone una agresión y un choque frontal con un paisaje urbano estructurado en primera línea con edificios de 2 plantas como máximo”, explica Verger.

A la vista del mismo, y ​​algunas otras afirmaciones contenidas en el informe municipal, desde MÉS per Palma exigen claridad a nivel político en el equipo de gobierno del PP y del Alcalde. “Es imprescindible que el Ayuntamiento exprese un rechazo frontal a la ampliación del puerto de El Molinar. El Ayuntamiento debe hacer oír la voz de la ciudadanía, ejercer sus competencias, y exigir la paralización inmediata de la tramitación a la APB”, afirma Verger.

En este sentido Verger recuerda que “para autorizar esta ampliación del Molinar la APB necesita modificar el Plan Especial de Usos del Puerto de Palma. Y esta modificación necesita la aprobación explícita y positiva del Ayuntamiento. Es decir, sin el consentimiento del Ayuntamiento esta aberración no es posible. Esto es lo que tienen que hacer valer Isern y Valls si realmente quieren defender el interés de la ciudad y frenar el proyecto de ampliación”, concluye Verger.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.