Berdych elimina a Nadal de Australia

Tomas Berdych accedió a las semifinales del Australian Open tras batir a Rafa Nadal por 6-2, 6-0, 7-6(4) tras 2 horas y 13 minutos de encuentro celebrado en el Rod Laver Arena de Melbourne. El checo rompe una racha de 17 derrotas consecutivas ante el mallorquín, se planta en la penúltima ronda del major aussie por segunda temporada consecutiva y ya suma un total de cinco semifinales en torneos del Grand Slam.

Tomas protagonizó un arranque feroz, gobernando la primera manga con solvencia al aprovechar sus dos opciones de quiebre, para ganar la mitad de los puntos al resto y soltar hasta nueve tiros ganadores para vencer la resistencia de Nadal.

Lejos de frenar, la ventaja se hizo todavía mayor en la segunda manga. Berdych siguió empleando un juego directo, disparado por encima de la veintena de winners, hasta levantar un 6-0 en apenas 25 minutos e hilar un total de ocho juegos consecutivos sobre el mallorquín.

Fue un partido muy rápido, pues Berdych cercó los dos primeros sets sin encarar pelota de quiebre en apenas una hora de juego, asestando a Rafa Nadal el primer 6-0 en Grand Slam desde que Roger Federer lo lograse en el primer set de la final de Wimbledon 2006, el tercero de su trayectoria en majors contando el recibido ante Andy Roddick en el US Open 2004. En esas, el balear se encontró ante la misión de remontar dos mangas, algo que solamente logró en dos ocasiones durante su carrera, ambas sobre césped: en Wimbledon 2006 ante Robert Kendrick y en Wimbledon 2007 ante Mikhail Youzhny.

Pero la pegada del checo no dio lugar a la reacción del español, y un tercer set vertiginoso sirvió para cerrar el encuentro. Sin una sola rotura, y después de que Rafa Nadal salvase dos pelotas de partido con 5-6 15-40, el partido se decidió en el tiebreak. La solidez de Berdych volvió a imponerse desde el comienzo, y en el cambio de lado construyó un 5-1 casi definitivo. El checo, que llevaba nueve años sin derrotar al español, terminó cerrando el partido con 7-5 en la muerte súbita.

“Tenía el plan fijado, ha salido bien. Creo que he tomado buenas decisiones en general” declaró el checo tras consumar la victoria. “Cuando juegas ante Nadal lo primero que debes asegurar es que él no tenga el control, que no diriga los intercambios. Hacerle correr. Creo que lo conseguí y estoy contento” resumió, tras disparar 46 tiros ganadores ante el mallorquín.

La victoria de Tomas Berdych sobre Rafa Nadal evitó una marca de dominación deportiva en el tenis profesional, pues el balear aspiraba a ser el primer jugador en la Era Abierta en lograr 18 victorias consecutivas ante un mismo oponente. Tomas cortó una sequía de nueve años ante el mallorquín, al que no derrotaba desde los cuartos de final del Mutua Madrid Open de la temporada 2006.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.