Ocho detenidos por intrusismo y maltrato a caballos de carreras

La guardia Civil ha detenido a 8 personas y ha imputado a una más, como presuntos autores de los delitos de maltrato animal e intrusismo profesional.

Desde hacía varios meses se venían realizando por agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA), inspecciones en distintos puntos de la isla, relacionados con la preparación de caballos de carreras (trotones). Las investigaciones descubrieron que en el desarrollo de estas prácticas, efectuadas por distintos preparadores, podrían estar incurriendo en los delitos de maltrato animal e intrusismo profesional. En la fase de explotación de la operación CABRIOL, el Seprona de la Guardia Civil de Baleares apoyado por diferentes unidades del Cuerpo, ha llevado a cabo registros en domicilios particulares y cuadras de caballos de las localidades de Manacor, Llucmajor, Sant Jordi (Palma), Villafranca, Felanitx, Cala Millor, Buger y en ocho cuadras del hipódromo de Palma. En estos lugares los investigadores sospechaban que se estaban suministrando distintas sustancias a caballos de carreras, sin ningún control veterinario, con el único objetivo de aumentar el rendimiento del animal, sin tener en cuenta los posibles efectos negativos en la salud del mismo.

En los registros se ha incautado gran cantidad de medicamentos, algunos de ellos con los envases sin etiquetar o etiquetados en lengua extranjera. También se han recogido “cócteles de productos”, consistentes en la mezcla de varios de ellos para la administración conjunta a los animales. Se han intervenido numerosas jeringuillas usadas, mascarillas para administrar a los caballos vapores o productos gaseosos y sondas naso gástricas para la administración directa al estomago de los equinos.

Según la investigación, uno de los detenidos era el que recibía los medicamentos y productos, careciendo de los permisos necesarios para ejercer esta actividad. Esta persona sería también la encargada de la distribución de los productos a las diferentes cuadras de caballos que se lo solicitaban.

Los detenidos a excepción del que distribuía los productos, fueron puestos en libertad tras tomarles declaración al día siguiente de su detención.

Agentes del Seprona, durante próximos días, realizaran acompañados de veterinarios, exploraciones a los animales que se encuentran en distintas cuadras propiedad de los implicados, con el fin de comprobar el estado de todos los equinos.

La operación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.