Los medios nacionales ‘toman’ ya Punta Ballena

Los medios de comunicación españoles han llegado a Punta Ballena casi antes que los turistas. O al menos, al mismo tiempo. Ávidos por ser los primeros en mostrar un par de tetas, un guiri vomitando en la calle, o un par de burracos pegando gritos, los redactores de televisión y prensa escrita se acercan hasta una de las calles más famosas del mundo, que seguirá este año copando el protagonismo. Pase lo que pase.

Durante estos días, ‘El País’ ya ha enviado a uno de sus redactores hasta Magaluf, donde trata de pulsar el ambiente en los primeros compases de una temporada que promete ser histórica en niveles de ocupación. Quieren saber si las cosas ya han cambiado en Punta Ballena. Si por arte de magia, los turistas veienteañeros de barrios populares de Gran Bretaña han desaparecido para dar paso a una élite que no cometa excesos, o cuanto menos, no lo haga en público.

La dictadura del puritanismo hipócrita que parece haberse convertido en pensamiento único de un tiempo a esta parte, provocará que Magaluf siga estando en el ojo del huracán, y se siga poniendo como ejemplo del tipo de turismo que se debe aniquilar. Como en un gran hermano, los jóvenes que lleguen este verano hasta Punta Ballena tendrán siempre tras ellos una cámara dispuesta a registrar el fenomenal momento de la micción, el vómito o el ‘calvo’. Escenas que podemos encontrar cualquier noche de fiesta en otros tantos puntos de España y del Mediterráneo, pero que no tienen esa etiqueta tan comercial, llamada Magaluf.

Mientras, el ayuntamiento de Calvià presenta este lunes toda una batería de medidas para, a través de tres reformas normativas, tratar de contener los impulsos más primarios y autodestructivos de una muchachada que atraída por el escandaloso vídeo de las felaciones, llegará este año más en manada que nunca para disfrutar del día, pero sobre todo de la noche.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.