El Govern fija en 3.478 millones el límite máximo de gasto no financiero para el ejercicio de 2016

Representa un incremento del 3,87% respecto al ejercicio anterior

El Consell de Govern, a propuesta de la Consellera de Hacienda y Administraciones Públicas, Catalina Cladera, ha acordado aprobar el límite máximo de gasto no financiero para el ejercicio de 2016, que queda fijado en 3.478.910.470 euros, lo que representa un incremento del 3,87% respecto del límite del ejercicio de 2015, fijado en 3.349 millones de euros.

Esta cuantía garantiza el mejor presupuesto posible dentro de la austeridad marcada por el Gobierno del Estado, que no tiene en cuenta la situación de cada una de las comunidades. Ante esta situación, el Govern de las Illes Balears prevé figuras tributarias, ya avanzadas en los acuerdos de gobernabilidad, para distribuir la riqueza, entre las que está el tributo turístico y otras medidas para adecuar la tributación a criterios justos y progresivos.

La Ley orgánica 2/2012, de 27 de abril, de estabilidad presupuestaria, refuerza la planificación presupuestaria a través de la definición de un marco presupuestario a medio plazo. Como novedad importante, esta Ley Orgánica extiende la obligación de presentar un límite máximo de gasto no financiero, antes previsto únicamente para el Estado, a las comunidades autónomas y a las corporaciones locales, y exige la dotación en los presupuestos de todas estas administraciones de un fondo de contingencia para atender las necesidades imprevistas y no discrecionales.
 
El artículo 30 de la Ley Orgánica 2/2012 dispone que el Estado, las comunidades autónomas y las entidades locales deben aprobar un límite máximo de gasto no financiero, límite que debe ser coherente con el objetivo de estabilidad presupuestaria y con la denominada regla de gasto, y que marca el techo de la asignación de recursos de los presupuestos respectivos.
 
El límite máximo de gasto no financiero que, en el marco de estas previsiones legales, apruebe cada una de estas administraciones se remitirá al Consejo de Política Fiscal y Financiera, junto con una memoria descriptiva de los principales elementos que se hayan considerado para la determinación del límite y su composición.

En este mismo sentido se pronuncia la nueva Ley 14/2014, de 29 de diciembre, de Finanzas de la Comunidad Autónoma de las Illes Balears, el artículo 34 de la que establece que en la elaboración de los presupuestos generales de la Comunidad Autónoma se “debe tener en cuenta la variación máxima del gasto computable en el ejercicio correspondiente, de acuerdo con la regla de gasto que regula el artículo 12 de la Ley Orgánica 2/2012, y añade a continuación los gastos que no se deben computar a tal efecto”. Posteriormente, es el Parlament de las Illes Balears, mediante el debate y la votación del Pleno de la cámara, el encargado de ratificar este límite de gasto, de acuerdo con lo previsto en el artículo 6.2 de la Ley 14/2014.
 
El Acuerdo del Consejo de Ministros de 10 de julio de 2015 fijó los objetivos de estabilidad presupuestaria y de deuda pública para los ejercicios de 2016, 2017 y 2018, tanto para el conjunto de las administraciones públicas como para cada uno de los subsectores correspondientes a la Administración General del Estado y la Seguridad Social, a las comunidades autónomas y a las entidades locales, y también fijó el límite de gasto no financiero del Estado para el 2016.
 
El Acuerdo del Consejo de Gobierno incluye también la autorización para que la consellera de Hacienda y Administraciones Públicas cumpla las obligaciones legales de comunicación del límite de gasto no financiero y de la documentación complementaria que sea necesaria ante el Ministerio de Hacienda y del Consejo de Política Fiscal y Financiera, y también ante el Parlamento de las Islas Baleares.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.