Cierre multitudinario de las Festes des Vermar

E.C.R. Las Festes des Vermar de Binissalem, que este año celebraban su 51 edición, han llegado a su fin después de casi un mes de celebraciones. Los bailes, los concursos, los gegants Jaume y Aina, els xeremiers, las cenas al aire libre de los tradicionales Fideus de Vermar y, sobre todo, el vino, han sido los protagonistas de la última fiesta del verano a la que acudieron miles de personas provenientes de todas las zonas de la isla.

Al cierre de la fiesta, acudió también la presidenta Armengol, que fue recibida a las 10.15 horas por el alcalde del pueblo, Jeroni Salom, y el resto de miembros de la corporación municipal. Más tarde, a las 11.30 horas, la comitiva se trasladó a la Iglesia de Santa Maria de Robines para presenciar la ‘ofrena dels most novell’.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.